RSS

Senderos de gloria….Epica Hundida

01 Sep

Senderos de gloria Stanley Kubrick Kirk DouglasTierra que retumba ante el inevitable choque donde el destino, jugara sus cartas mas negras. Converge, ya que son todos como niños, como niños una vez mas tras el silbato…..

Que, como faro agónico nos guía hacia esa parca solo esquiva con quien la busca. Y aun así…le seguimos en su loca carrera hacia ninguna parte. En un suicidio colectivo para satisfacer las demandas de quien…. Nunca se manchara las botas con nuestro barro

Pasarelas imaginarias…..fluidas silabas, el coronel da la orden, tu la obedeces y vuelve a sonar el fatídico silbato. Una vez mas, la cosquillearte preparación de la batalla queda atrás. Las trincheras se vuelven un hogar abandonado y la locura se apodera de cuerpos ansiosos por formar ese manto de vida arrebatada, que es la tierra tras la batalla

Engominada como cabello de proxeneta, aullando calladamente mientras sobre ella se cierne la metralla. Penetrando en cuerpos vencidos como punta de acero. Cerciorando miembros, cerciorando vidas y destruyendo sueños. Llora, pero que las lagrimas no se vean, tu, no eres un cobarde. Si acaso, un poblador mas de ríos de dolor que se esparcen….

Reptando, mientras un coronel asume el abrazo del poder, sin saber que es un amor que hiere. Que lastima en lo mas profundo del alma, ya que si en realidad nada puedes hacer…..De que sirves. Falsa limosna de comprensión Cuando todo se apague volverás al castillo junto a la casta. La trinchera para el arrabal en su silencio, sepulcral tras el bombardeo como alegato de la locura.

Y acabada la tempestad. Ese absurdo engendro de destrucción buscara culpables basándose en invisibles cadenas, forjadas en la obediencia ciega. Tan absurdas como esa escaramuzas fronterizas que, arrastran en su codicia a peones tan necesarios como prescindibles. Convirtiéndoles en lo que ni han sido, ni querrían ser jamas.

Juicio absurdo forjado en el miedo provocado por quien duerme en sabanas de lino. No, el lodazal no es buen sitio para retozar y por los pecados de la casta, sus fallos y miserias. Pagaran los del arrabal. Escoria prescindible que habita una ciudad de ira y muerte, llamada trincheras. Donde las migraciones del alma expiran pecados imaginarios

No, no hay entendimiento entre la casta y la plebe, ni tan siquiera un nexo de unión. Si acaso la cobardía, representada en ese teniente que agoniza en el infierno de los malditos. Suenan los últimos disparos y el presagio de buitres negros se vuelve real. No, no son balas enemigas, son de los nuestros. Fallido objetivo, aunque en realidad nunca lo hubo. Eso me condena y mientras me extingo…los maldigo……

senderos-de-gloria- Kirk Douglas, Ralph Meeker,

senderos-de-gloria- Kirk Douglas, Ralph Meeker,

Senderos de gloria que no conducen mas que a la tumba, donde el patriotismo es el ultimo refugio de los canallas. Demoledora película en conclusiones y alegato contra una guerra absurda. Gestada en despachos y en la que nada tiene sentido. Sin objetivos, sin un motivo claro y con el ansia de medrar en un generalato inmisericorde, anclado en privilegios desfasados.

Derrotista drama que ahonda en las miserias internas de un ejercito que se carcome por dentro. Incapaz de asumir sus fallos y dotado de un orden guerrero pleno de cinismo. Donde los culpables nunca son los que ostentan el poder. Y si, esos desgraciados parias que, simplemente estaban en el momento justo y en el sitio equivocado….

Obra maestra de un genio como Stanley Kubrick en la que va mucho mas allá de ser un mero alegato anti belicista. Donde en realidad se nos muestra la terrible brecha entre los que mandan y los que simplemente obedecen. Todo ensanchado por un drama, como fue una de las guerras mas absurdas que ha dado la historia..

Rodada con maestría y elevando a los altares la interpretación de Kirk Douglas. Resaltada en ese travelling de diez minutos en las trincheras que, ya esta en los anales de la historia del cine. Magistral película y de las llamadas anti belicistas. La mas compleja y conseguida……

Anuncios
 
94 comentarios

Publicado por en 1 septiembre, 2012 en Cine, cine belico, cine clasico

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , ,

94 Respuestas a “Senderos de gloria….Epica Hundida

  1. Rodrigo

    1 septiembre, 2012 at 2:30

    Una de las pocas películas de Stanley Kubrick que no vi. Y para muchos, la mejor. Igual, me llama la atención ver cómo se trabaja la relación de poder a la que hacés alusión, supongo que la curiosidad me picará a largo plazo. Tengo grandes deudas con el cine, y ésta es una.
    Saludos.

     
    • plared

      2 septiembre, 2012 at 3:26

      No dudes en verla, merece la pena, tanto técnicamente como por argumento. Francamente buena, cuando la veas si lo recuerdas…pasa por aquí y comentas que tal. Cuídate

       
  2. Francisco Machuca

    1 septiembre, 2012 at 10:08

    La película tiene como tema el absoluto poder, el estudio de las actitudes de clase. La total indiferencia mostrada por los generales hacia la suerte de sus hombres dista muy poco del
    genocidio de Teléfono rojo, volamos hacia Moscú.
    La actitud de Kubrick hacia sus personajes es sumamente reveladora. Por un lado, Senderos de gloria tiene mucho que ver con la conciencia humanista y liberal de los progresistas americanos de los 50, y tanto Dax (Kirk Douglas) como los tres soldados condenados son mostrados, por tanto, en términos sentimentales y algo simplistas. Al igual que el de Espartaco (1960), el personaje del coronel Dax, es uno de los arquetipos de Kirk Douglas: un hombre acosado, con grandes oportunidades para la renuncia y el autosacrificio, pero también algo pesado.
    Salvo los “zooms” al rostro de Dax, el asalto a la posición enemiga está filmado con un distanciamiento casi olímpico; pero las posteriores escenas con los tres condenados ven su impacto emocional considerablemente disminuido por la insistencia de Kubrick en los primeros planos prolongados y resultan convincentes sólo a medias. Parece ser que a Kubrick estos personajes solo le interesan cuando le conviene, y que juega con ellos como marionetas, exactamente igual que los generales Broulard y Mireau.

    Por otra parte, Senderos de gloria es una película que destila un cinismo poco habitual en el género bélico. El verdadero interés de Kubrick radica en los dos generales corruptos, en cuyas bocas pone los mejores diálogos, y que se benefician de una cuidada puesta en escena. Para los generales, lo que ocurre no es nada más que un juego, así como una forma de perpetuar su dominio de clase. El escándalo y la tristeza de Broulard, cuando se da cuenta de la verdadera posición de Dax, están más que fundadas: “usted quería salvar de verdad a esos hombres. Es usted un idealista y le compadezco.”
    Lo dijo Castellioni en el siglo XVI: “Matar a un hombre por una idea no es afirmar una idea, es simplemente matar a un hombre.”

    Perdona,amigo este comentario tan largo,pero Kubrick y esta película lo merecen,como el excelente post que has escrito.

    Un fuerte abrazo

     
    • plared

      2 septiembre, 2012 at 3:45

      El distanciamiento viene dado, en que en realidad al director lo que le interesa no es la guerra en si, ni tan siquiera las trincheras y su podredumbre. Mas bien la corrupción interna que se desarropa en el castillo. El ansia de medrar y en especial ese distanciamiento entre las dos partes, oficiales y tropa. El mismo que se da en la vida civil…..

      De ahí que el virtuosismo lo deje para las escenas de las trinchera, pero los verdaderos diálogos, donde esta la esencia de la película, se den entre el coronel Dax y los generales. Hay es donde realmente brilla y destila toda su mala leche. Cuidando de manera especial la puesta en escena para que todo, logre el resultado que quiere…..

      Que no es mas que ese complicado puzzle, en el que en realidad, el pueblo representado por las trincheras, no son mas que figurantes que no parecen importarle mucho, mas que digamos que como comparsas.

      Para el, lo verdaderamente interesante es lo corrupto del poder y ese detalle casi inapreciable que se puede ver en el circo que se monta para elegir los que serán fusilados. En el, tampoco es que salgan muy bien parados los parias, que parecen gritar que si estuvieran en el lugar de la casta, harían lo mismo.

      Si, este hombre, aunque lo que le interesara era las matemáticas y jugar al ajedrez, tenia esa lucidez que solo poseen los que les importa un pimiento sus congéneres. Que es saber de que pie cojean….

      Por ello una película que va mucho mas allá de otras anti belicistas que, basándose en un libro que si lo es. Sutilmente lo lleva a su terreno y sin olvidar la locura que es una guerra y en especial esta sin ningún sentido. Hace una disección de la sociedad demoledora.

      De ahí que de las respuestas que se han puesto hasta ahora, la tuya es la que mas se acerca a lo que pienso. Aunque solo en parte. Para mi el coronel dax es el fracaso del hombre integro, que cuando ve que nada puede hacer, simplemente se deja llevar….. Quizás manteniendo el orgullo al renunciar al puesto, pero no al mando. Cuídate y excelente respuesta

       
  3. ALTAICA

    1 septiembre, 2012 at 13:44

    Sin duda de obra maestra del cine y de este subgénero antibélico dentro del cine bélico. No obstante, la película sí está lastrada de un discurso algo demagógico, donde los malos son muy, pero muy malos, y eso es de una evidencia excesiva. Donde la película alcanza una altura descomunal es en la realización del maestro, que despliega su capacidad de forma apabullante.

    Dices al final que es la más compleja y conseguida, y pudiera serlo, pero yo personalmente me sigo quedando con otras, véase Sin novedad en el frente, pese a su también evidente discurso, y, sobre todo, con El arpa birmana, obra para mi de proporciones desconocidas. Así mismo, siento devoción por la sencilla, desde un punto de vista técnico, Rey y patria, en la que el discruso es mucho más limpio, y la desolación aún mayor. Y no quiero dejar una obra extraordinaria filmada por uno de los maestros de la comedia, Remordimientos, una película excepcional que demuestra que su director era capaza de preñar el cine de obras maestras no solo en el ámbito de la comedia. Un abrazo y una vez más dejándonos maravillos cine y crónicas de relumbrón.

     
    • plared

      2 septiembre, 2012 at 4:10

      El virtuosismo de este hombre fuera de toda duda, la escena de las trincheras, cuando se pasa revista. Toda una lección de cine a ritmo de tambor. Pero como comento antes, esta en realidad no es una película anti belicista al uso. Si se traslada argumento y personajes a una fabrica de esa epoca, no seria el resultado distinto. Quizas menos espectacular, pero en conclusiones el mismo.

      De ahi su indiferencia por mostrar lo malo de la guerra, ya que eso en realidad no sucede en ningun momento……Mas bien esa separación entre unos y otros. Esos movimientos de los generales para conseguir medrar……

      Esa indiferencia sobre los que mandan, que mueran o no. Un solemne pepino parece importarles. Solo conservar sus privilegios y de paso ascender en el orden militar, que aquí no es distinto al social.

      Por el contrario, la tropa sencillamente lo único que aspira es a que no le peguen un tiro y llegado el caso de que haya que pagar que lo haga otro. Si te fijas curiosamente no hay mandos intermedios prácticamente, que podrían ser precisamente esa clase media que por lo general esta ausente de todo…….

      Y quizás ente ellos un hombre que se supone justo, pero incapaz de cambiar nada. Lo intenta si, y en una escena demoledora, cuando en realidad el general en jefe se da cuenta de que el coronel no hace todo eso para conseguir el puesto del general que sera depuesto, se sorprende y mas por que le considera de los suyos……

      Hasta ese momento parece admirar sus movimientos, mientras piensa que son para hundir y quedarse el con el puesto del que sera cabeza de turco. Aunque realmente este coronel también es un personaje trampeado, ya que bajo su apariencia integra, el resultado final es que los fusilamientos se produce y el sigue siendo coronel. En ningún momento se palntea la renuncia y en las escenas finales, vuelve aparecer como el amante padre que te deja unos minutos mas…pero al final te lleva al frente

      Vamos que acepta el sistema, me opongo y lo critico, pero lo acepto y aunque haya gallardía en no querer el puesto de general. Al de coronel no renuncio. Salvar la hombría se llama eso, aunque sea veladamente……

      Demoledores detalles, como esa conversación en las escaleras, en las que con dos frases sobre armamento queda claro la corrupción existente, Ya para que insistir mas…. Al igual que hace con la tropa, que muestra como ignorantes necesarios, pero tampoco exentos de puñaladas traperas y dispuestos a lo que sea por salvar el culo.

      Por ello a diferencia de algunas que comentas, esta va mucho mas allá y es sin duda una película que si se ve mas de una vez y se captan los detalles. No puedes dejar de pensar que el director es un cabronazo. Y a partir de un envoltorio anti belicista, nos deja un retrato social demoledor, en el que nadie sale bien parado… Cuídate campeón

       
  4. Dessjuest

    1 septiembre, 2012 at 18:32

    Bueno, pues sin duda una gran película esta, imprescindible diría yo, coincido con Altaica en que “Sin Novedad en el Frente” es algo superior, me resulta más creíble, más dura, más descriptiva del horror que supuso vivir en esas trincheras, incluso si me apuras más crítica con el mismo origen de la contienda.

    Pero no cabe duda, como decía, que “Senderos de Gloria” es historia del cine, que técnicamente es muy superior, se nota el paso del tiempo de una a otra claro, bien pudiera parecer exagerado el tema de poner a los generales como seres incompetentes, pero es que realmente si una guerra careció de generales capaces fue esta, en ese sentido no creo que sea tan demagógica, más bien es la realidad de lo que pasó en esos años, ejemplos de órdenes estúpidas se dieron en el día a día de las trincheras.

    Lo de las diezmas, lo de culpar a uno por la presunta cobardía de tantos, pues hubiera sido más apropiado para “Espartaco” que es donde realmente surgieron esas cosas, pero como argumento dramático está bien, quizá la peli tome demasiado tiempo a esa parte en detrimento de una mayor presencia en pantalla de las trincheras, pero es sin duda el plato fuerte, donde el director mete toda su mala leche, toda su denuncia.

    Realmente esa guerra tuvo momentos muy de este tipo de cine antibelicista, por estúpida, por cruel, y sin duda esta peli es de las que mejor han sabido mostrarlos, gran peli, y gran entrada, muy lograda, pero eso no es que sea noticia.

    Saludos maestro.

     
    • plared

      2 septiembre, 2012 at 4:44

      Si quizás como alegatos anti belicistas sean mejores todas las que decís. Pero esta en realidad es una disertación social. En la que le interesa mas los movimientos del generalato, sus miserias y privilegios de casta.

      De ahí que el tema principal de la novela, que es la guerra en si. Aquí quede algo relegado ya que en su versión en papel, lo realmente importante es la guerra en si y el rol de Francia en ella como ejercito anticuado y casi feudal.

      Aquí lo utiliza para mostrar la pirámide social, las enorme brecha en ella y la imposibilidad de cambiar el orden establecido. De ahí que no se quede como las otras en un mero alegato anti belicista, mas bien en un elegante paseo por trincheras miserables en contrapunto a lo opulencia que va acompañada del privilegio del cargo.

      Sin olvidar detalles que hacen que tanto tropa como mandos, se presenten como deshumanizados y moviéndose en casi todos los casos por interés personal o como ese mariscal o general en jefe. Por puro divertimento que es lo que parece estar haciendo al enfrentar a Dax con su superior.

      En cuanto a por que no toma mas tiempo en las trincheras, pues por que en realidad poco le interesan mas que para mostrar su miseria frente al poder. La guerra en realidad le es indiferente, no asi los movimientos que se dan en ella como circunstancia extrema, que eleva por cien los que se darían en la vida civil.

      Los fusilamientos, necesarios para mostrar la cobardía de unos y otros. Los primeros por ser incapaces de asumir sus propios fallos, los segundos por incapacidad para oponerse y buscar los verdaderos culpables…..Y el juicio, algo dictado de antemano. Demoledor sin duda

      Por ello la considero superior, sin entrar en interpretaciones que son magnificas, en especial las de los oficiales, que son en realidad los protagonistas de la película. O por su calidad tecnica que es demoledora.

      En fin una grandisima película, en la que todos parecéis coincidir en un punto, que es anti bélica. Yo la veo así solo como envoltorio para decir, lo que ya he dicho en los comentarios anteriores. Que, como se que los leerás no me extiendo mas. Cuídate figura. Y ya te veo disertando con los consagrados de esta pagina……

       
      • Dessjuest

        2 septiembre, 2012 at 11:22

        Ni se me ocurriría, os fijais en cosas que a mí se me escapan, es un mundo aparte 😀

        Por cierto, que coincido con lo generales, las escenas que comparten son acojonantes, las disfrutas.

        Ah, hay una peli, bastante reciente, “Largo Domingo de Noviazgo”, que tiene a mi juicio escenas en las trincheras realmente impactantes, ni fusilamientos ni diezmas, condenados a la tierra de nadie.

        Saludos maestro.

         
      • plared

        2 septiembre, 2012 at 22:23

        Pues no te creas, últimamente las captas muy bien….. Largo domingo… la verdad es que creo haberla visto, pero ahora mismo no la recuerdo, la buscare a ver…..

         
  5. uraniaenberlin

    1 septiembre, 2012 at 19:42

    No sé que decir de esta película, puesto que ya lo has dicho todo. Me pareció soberbia cuando la ví en el cine y no he cambiado un ápice de aquella impresión. Sigue vigente, su mensaje moderadamente antimilitarista y su bien asentada estructura narrativa más de cincuenta años después. Tal vez no sea el alegato antibélico por excelencia (creo que, en este sentido, la dura Johnny cogió su fusil, es más ácida en su crítica contra el militarismo) pero está plasmada de forma muy realista y convincente. Además, el blanco y negro le da todavía mayor autenticidad al relato, tanto como los actores: incluyo a ese cameleónico Kirk Douglas (todavía vivo a sus noventa y muchos años) y a al soplón macarthista Adolph Menjou.

    Kubrick estaba en forma y digo estaba…porque no soy muy seguidor de su cine, salvo algunas excelencias como esta Senderos, Atraco perfecto, Espartaco, Barry Lyndon y algo menos La Naranja Mecánica. Del resto, que no me han gustado, cito no más de tres: 2001, película de buenos efectos especiales y grumosa trascendencia existencialista, donde lo mejor es la banda sonora con música de Richard Strauss (Zarathustra) y los valses vieneses de Johann Strauss (no tienen nada que ver Richard y Johannes) con la Berliner Philharmoniker y Karajan. La Chaqueta Metálica es un exceso en todo y Eyes Wide…un monumento pretencioso hecho a mayor gloria del mediocre Tom Cruise.

    Saludos y cuídate

     
    • Dessjuest

      1 septiembre, 2012 at 19:59

      “Johny cogió su fusil” a mi juicio es demoledora, dura, sin una sola escena explícita te hace sentir cosas que parece imposible hacer sentir, es acojonante, quizá sin muchas de las partes de los recuerdos quedaría más redonda, pero lo dicho, peliculón.

       
      • plared

        2 septiembre, 2012 at 5:06

        Si es un peliculón sin duda, pero en realidad me parece que carga demasiado el tema anti belicista basándose en la empatia que produce un tullido. Siempre me pareció demasiado lastimera, aunque sin duda su mensaje sea mas que loable. Abrazos

         
      • Dessjuest

        2 septiembre, 2012 at 11:24

        A mí más que el mensaje, lo que me apasiona de esta peli es el hecho de sugerir y no mostrar, no ves nada, pero te apabulla, te asquea, te remueve por dentro, eso que dices, hacerte sentir como nunca la empatía con un personaje, sufrir con él, desear que no se de cuenta de que le falta la otra pierna, el otro brazo, es más, creo que tiene más de película “pro eutanasia” que de película antibélica.

         
      • plared

        2 septiembre, 2012 at 22:25

        Pues si un canto a la eutanasia mas que otra cosa. Aunque para serte sincero, las películas que provocan lastima no suelen gustarme, me van mas los dramones en lo que todo explota. No soy muy del cine lastimero de protagonistas lastrados físicamente, disfruto mas con las heridas del alma. Rarito que es uno…Cuidate

         
    • plared

      2 septiembre, 2012 at 5:07

      Como he contestado antes, la que comentas es meramente anti belicistas. Esta solo tiene el envoltorio. En realidad la batalla, la guerra en si, nunca se palntea si es necesaria o condenable. Si acaso la locura que se produce en ella.

      Lo veo como ya he comentado anteriormente. Un discurso social, tomando los estamentos militares como trampolín para repasar el ansia humana de medrar, los chanchullos que levan a ello y la absoluta capacidad que tenemos los humanos para despreciar la vida…cuando no es la nuestra claro.

      De ahí que mas que un alegato anti belicista. Sea uno contra la raza humana como tal, eso si, veladamente y poniendo un tema principal que hace que sus verdaderas ideas queden en la sombra. Demoledora y genial, probablemente una de las películas mas complejas y con mas mala leche rodadas nunca.

      En cuanto a Kubrick me parece en realidad uno de los mas grandes. Prácticamente su obra que es amplia carece de películas mediocres, lo que de casi ningún director se puede decir. si acaso te doy la razón en 2001, sumamente existencialista y que solo la salva el virtuosismo del director y esa música genial de Strauss.

      En cuanto a Eyes Wide, me parece una de las mejores obras de los últimos años. Plena de fuerza y absolutamente demoledora en la manera de presentar, nuestros deseos y que haríamos si pudiéramos realizarlos.

      Genial tom Cruise en ese doctor que coquetea con el engaño. Con las miserias de los poderosos y como en esta de senderos de gloria. Al final no hace nada, ni tan siquiera rematar ese atisbo de rebeldia herida. Y…. ante los que de verdad mandan, se queda quieto como un cachorro, ya que sabe que son intocables.

      Genial película sobre lo que deseamos y sus consecuencias….. Ya que si en realidad hubiera realizado esa fantasía…. habría sido contagiado de sida, cruel como siempre este director. Conocedor de nuestras miserias…Cuidate

      Es una respuesta a Urania no se por que no sale en su sitio….

       
  6. ALTAICAaltaica

    2 septiembre, 2012 at 2:11

    Coincido plenamente con Dessjuest, a quien saludo efusivamente no por los elogios que mucha veces me dedica, que también, más por su argumentario. Johny es una gran obra, una película brutal, pero sinceramente creo que mal dirigida, por alguien que supo transmitir, sin duda, pero que dejó un obra ausente de la más mínima plasticidad. Puede que no la necesitara, sin duda, pero se nota que fue una intromisión en un mundo que no conocía.

    No existe en el cine película bélica o antibélica sin tener en consideración previa a Sin novedad en frente, y no existe filmación en las trincheras sin tomar como referencia a la realizada en su día por Milestone. El plano secuencia del maestro Kubrick no es más que una reafirmación de lo que digo.

    En relación a la demagogia de la película estriba en la forma de transmitirnos el mensaje, pues carga de una forma descarada las tintas, con una excesivo subrayado, y si bien puede que los hechos así sucedieran, no quita que para darte verosimilitud al discurso tuviera que hacerse de forma más sincera, menos desmesurado. Un hecho histórico puede ser incluso más extremista, pero hay que contarlo de forma que la autenticidad quede revestida de nobleza. Y es ahí donde Senderos queda lastrada en parte. No así Rey y patria, que pese a su menor categoría técnica/estética es impoluta en su diatriba y, siempre, más honda y demoledora.

     
    • plared

      2 septiembre, 2012 at 5:00

      El plano secuencia de las trincheras, en mi opinión muy superior a cualquiera rodado en este genero. En pocos se puede adivinar ese carácter jovial, casi divertido del general, mientras todo a su alrededor es desolación. Esa mala leche enterrada que bulle ante la indiferente acogida y que se derrama con el soldado que simplemente se ha quedado ausente por la metralla.

      Esos obuses que explotan alrededor ante la indiferencia de la soldadesca y la suya también, aunque solo aparente, forjada sin duda en una familia que habrá dado generaciones de oficiales. Nobleza obliga y solo en pequeños detalles, se puede apreciar que en realidad esta deseando escapar de allí.

      Y ante todo la indiferencia que se le adivina a ese general, que en realidad poco le importa la tropa y si mancharse de barro, simplemente esta cumpliendo un tramite estoicamente. Rodeado de miradas amenazantes o simplemente que parecen gritarle que nada pinta realmente ahí, pero sabedor de que no moverán un musculo en su contra

      Y el coronel, el integro junto a el, con simple cara de circunstancias. Sin duda en mi modesta opinión junto a la que rodó Martin Scorsese en esa entrada a una sala de fiestas por las cocinas en uno de los nuestros. De los mejores de la historia del cine.

      En cuanto a la demagogia, me da que simplemente el hecho le importa un pimiento y mas mostrarnos con finas pinceladas su mirada de una pirámide social anclada en privilegios otorgados. En la incapacidad del humano para encajar culpas y en una visión algo exagerada de nuestra condición elevada al cubo por una circunstancia extrema como es una guerra……..

      Lo que es la guerra en si, un pimiento como dije antes. Cuídate figura

       
  7. elcriticoabulico

    2 septiembre, 2012 at 18:37

    Aquí ya está todo dicho. Solo añado que es mi favorita de Kubrick, lo cual no es poca cosa. Y las pelis que mencionáis, también tienen miga, todas ellas consiguen ponerme los pelos como escarpias, aunque en antibelicismo mi favorita siempre fue ‘La delgada línea roja’.
    http://elcriticoabulico.wordpress.com/2011/04/21/la-delgada-linea-roja/

     
    • plared

      2 septiembre, 2012 at 22:29

      Pues en eso coincido contigo, de las antimilitaristas con el ejercito como protagonista, sin duda la mas densa y poética es esta. Geniales en especial Nolte y koteas y esas dos maneras de entender el ejercito. Al igual que el desertor, la verdad es que el reparto es impresionante. Si desde luego gran pelicula de un genio como es Malik. Voy a ver tu enlace…

       
  8. Dessjuest

    2 septiembre, 2012 at 23:23

    Sobre lo que comentas de la de Johny, pues estoy de acuerdo contigo, a mí tampoco me van las pelis de desgracias físicas, de inválidos, incapacitados y demás, por eso me sorprendió en su día que me gustara tanto esta, porque al contrario del resto me encantó.

    Ahora, la que menciona Abúlico es directamente grandiosa, una obra de arte.

     
    • plared

      2 septiembre, 2012 at 23:35

      Totalmente de acuerdo, una de las mejores la de malik. Y en lo de las desgracias físicas, opino algo parecido.Y mas en esta película en particular, me parece que busca demasiado la lastima, como casi todas las de ese estilo y mas cuando como esta, no es que este especialmente bien hecha. Cuídate

       
  9. Universo de A

    2 septiembre, 2012 at 23:56

    Uff, no la he visto y no creo que lo haga, a pesar de tus referencias.
    Reconozco que tengo ciertos prejuicios contra Kubrick, a ciertas personas que conocí que defendían su tipo de cine eran del tipo al que algunos amigos y yo llamabamos (cómicamente) los “yoooo, sólo veo cine independiente cisjordaní, en versión original, ¡sin subtitular!” es decir supuestos cinéfilos hiperpretenciosos que ven películas sólo para decir que lo han hecho, lo muy vanguardistas que son y lo mucho que entienden del tema además de lo innovador que es poner la cámara en el lugar más inapropiado durante el tiempo más insoportable posible para crear la nueva obra magna… pero dejo de irme por las ramas.
    En cualquier caso, vi unas cuantas películas de ese cineasta y no me convenció en absoluto, creo que es uno de esos casos donde se confunde peligrosamente originalidad con mediocridad.

     
    • plared

      3 septiembre, 2012 at 4:04

      Hombre decir que Kubrick es mediocre, pues en fin. Te puede gustar o no, pero como director que es uno de los mas grandes esta fuera de cualquier duda. Su obra simplemente habla por el. En cuanto a si es vanguardista o cine de cinefilos. Pues mas bien diría que no, quizás 2001 si sea una obra que se acerque a eso, pero toda la demás, ni por asomo, mas bien cine en su estructura totalmente cercano al gran publico.

      Vamos que de intelectual poco y normalmente haciendo películas con sentido del ritmo y de la aventura. Otra cosa son lo que otros encuentren en ella o lo que nos quiera contar, pero su envoltura, ni mucho menos es intelectual. Y bastante alejado del cine considerado de culto o gafapasta o como quieran llamarlo. Cuídate y nada que ver con el cine Irani o cualquiera de los considerados exóticos o de minorías…..

       
  10. David C.

    3 septiembre, 2012 at 4:42

    Asu, no sabía de ella. Stanley Kubrick, Kirk Douglas….tengo que verla pronto.
    Saludos
    David

     
    • plared

      3 septiembre, 2012 at 17:24

      No lo dude ni un momento. Estoy convencido de que no te defraudara. Cuidate

       
      • David C.

        12 septiembre, 2012 at 18:00

        Plared: Muchas gracias por tus palabras en el Blog de “Cine para usar el Cerebro”.
        Saludos
        David

         
      • plared

        12 septiembre, 2012 at 19:55

        Por nada hombre y eso no significa que te sientas obligado a decir algo aquí…..Cuidate

         
  11. gaviotasinamor

    3 septiembre, 2012 at 8:30

    Buenos días Plared, primero de todo es desearte que ya este´s mejor de esas piedras en el riñón si?
    En cuanto a la película no la he visto y mira que me gusta el cine y Stanley Kubrick, en fin prometo verla…muy interesante tu post
    Un beso amigo

     
    • plared

      3 septiembre, 2012 at 17:26

      Na, no soy capaz de echarlas, ni por el tubo que me pusieron, ni rompiéndolas. En fin, como dice el urologo, ya saldrán, mientras tanto paciencia. Te digo lo mismo que a David, no dudes en verla si tienes ocasión….. Besos

       
  12. Esther

    3 septiembre, 2012 at 13:24

    A mi me encanta Kubrick. Incluso sus peores películas. En el caso de Senderos de gloria, la actuación de Kirk Douglas me parece maravillosa.
    Saludos

     
    • plared

      3 septiembre, 2012 at 17:27

      Lo es, quizás junto a Espartaco, las mejores de su carrera. Curiosamente con el mismo director….Cuidate

       
  13. licantropunk

    3 septiembre, 2012 at 22:34

    El caso es que Stanley Kubrick me parece que es de los mejores directores de cine bélico que hayan habido: de la vía Appia a las calles de Saigon, pasando por las guerras prusianas y las trincheras de la Gran Guerra. La guerra retratada como pocos podían hacerlo pero siempre para ser criticada. Este título era de los que más ponían los profesores en los años del instituto, en esa época de formación: por algo sería.
    Saludos.
    P,D.: el plagiador y el plagiado somos el mismo: qué duro es eso de tener una identidad secreta.

     
    • plared

      4 septiembre, 2012 at 1:33

      Ya te lo dije en tu pagina. Creo que lo entendí aunque daba lugar al equivoco si leías rápido. En cuanto a Kubrick pues en otro comentario hago un repaso rápido a su carrera que me parece de las mejores del cine mas moderno. Si es que se le puede considerar moderno, ya que entre lo clásico y lo mas actual. Lo que existe es la tierra de nadie. Un abrazo y no se por que todos tus comentarios suelen ir al span

       
  14. ALTAICAaltaica

    3 septiembre, 2012 at 23:17

    Sin duda un gran actor Kirk Douglas, si bien a veces algo exagerado en gesticulación y elementos faciales. Citáis que Senderos de gloria y Espartaco pueden ser lo mejor de su carrera y yo diría que puede, pero me gusta aún más cuando lo vemos en personajes menos contundentes, pues son más difíciles de interpretar y menos agradecidos. Por citar un pequeño ramillete de interpretaciones espléndidas en un puñado de obras maestras, tonta o más grandes que las que citáis, por ejemplo Carta a tres esposas, El gran carnaval, Cautivos del mal o Un extraño en mi vida. A un nivel algo menor, me refiero a las obras, pero que desde luego no bajan del sobresaliente, hay muchas, pero muchas. Entiendo que las más conocidas son a las que os referís. De Kubrick habría mucho que ensalzar y que denostar, a partes iguales. Eso sí, estableciendo que su obra cumbre fue, es y será para mi 2001: Una odisea del espacio. Se escapa del cine para reinvertarlo y derramarse en el imaginario de su siglo. Pero ya sé que no es santo de la devoción de muchos.

     
    • plared

      4 septiembre, 2012 at 1:13

      En Cautivos del mal si que podría considerarse una interpretación magistral. Las otras que nombras siendo muy buenas, creo que no alcanzarían el nivel. Aunque claro eso es muy subjetivo ya que todas son grandisimas películas y el un actor de absoluta raza. Creo que a ese nivel, los gustos personales priman sobre todo……. En cuanto a kubric a diferencia de ti, considero 2001 una buena película, pero no lo mejor de un director que si que opino que tiene un sitio junto a los mas grandes.

      Desde esa película que sorprendió por el uso del tempo en un film. Hasta entonces encorsetado en los clichés clásicos y donde por primera vez, se plantean dilemas morales que dirigen hacia ese inevitable enfrentamiento final. Pelicula que ha pasado a la historia como la verdadera precursora del cine negro o de ganster actual. Donde los protagonistas se mueven en esa fina linea de los sentimientos en equilibrio permanente, contando mas su historia, que la misma acción del film….

      Pasando por esa obra maestra que es Espartaco, Con la que rindió a la critica de todos los tiempos, continuando con esa comedia inteligente y cargada de mala uva, volamos hacia Moscu en la que sentó también las bases para la utilización de la música como un instrumento mas en su cine. Demostrando que en la comedia mas disparatada, se puede esconder la mas fría disertación sobre algo tan real en ese momento de la historia como era un ataque nuclear. Viniendo a decir simplemente, que estamos en manos de imbéciles. Genial sin duda

      Sin olvida a Lolita, película que en su tiempo escandalizo y que le da a la novela ese toque de intriga de la que carece….. Muy buena película que nunca cae en el exceso que acostumbra el cine cuando trata este tipo de obras.

      Mención aparte esa otra obra maestra sobre la posibilidad de elegir entre el bien y el mal. Si esa posibilidad muere, la esencia humana se funde con la nada. Un principio curiosamente muy católico y donde el director nos deja un alegato contra cualquier tipo de control personal, verdaderamente demoledor.

      Donde el papel de la música ensayado en espartaco. Aquí toma claridad latente y es parte integrante de la película hasta el punto de que sin ella no se entendería. Aparte claro de los logros tegnicos que supuso esta cinta, ya que utilizo los famosos micrófonos Sennheiser Mk.12 y un buen puñado de a vences visuales como fue la utilización de la cámara de una sola mano.

      2001, pues particularmente me gusta, pero no a un nivel especial. Aunque con ella se revoluciona la ciencia ficción y deja de ser carne de novela barata. De alguna forma si sienta las bases para lo que vendría después y eleva ese genero hasta el casi intocable llamado de culto. Algo por lo que todos los amantes del genero le rinden pleitesia……

      Barrry Lindon, pues técnicamente un prodigio, aparte de ser muy entretenida. El resplandor, pues considerada una de las mejores de terror de siempre. Sobre esta apenas puedo opinar ya que había leído el libro y rota la sorpresa pues poco me atraía. Y ademas el doblaje español erra patético. Por lo que no seria muy parcial y mas siendo el libro magnifico en si.

      La chaqueta metálica, pues bueno, es entretenida y con algunas escenas míticas, como el discurso de sargento de los marines. Buena película sin duda, aunque no magistral como algunos quieren ver. Y su ultimo testamento Eyes Wide Shut, una acertada disertación sobre lo que deseamos, conseguimos y sus consecuencias. Rodada en un envoltorio de velado terror amenazante rayando en lo paranoide.

      Que, en algunos momento asfixia. Las escenas de la orgía rozando el gótico mas delirante, aparte de ser estéticamente impactantes, tienen un uso de la música que en ciertos instantes pone la piel de gallina. Insinuando en otras ese submundo como es la tienda donde se alquila el disfraz. Lo que se ve en sombras o timidament, acojona literalmente por la brutalidad que sugiere. Obra muy conseguida y en su momento muy criticada, aunque poco a poco esta ganando enteros y situándose en el lugar que se merece. Entre las grandes….

      Como veras una carrera no solo de pocas e impactantes películas. También de obras que de alguna manera crearon escuela, tocando varios géneros y en todos dejando su huella para posteriores obras de cineastas que siguen sus pasos. Ya sea por temática, tegnica en la que fue un innovador o simplemente como creador de estilo. Pocos realmente pueden destacar tanto como el en la historia del cine. No solo a nivel de dirección, también en el uso de la cámara, la manera de filmar y los medios que utilizo en cada una de sus películas. Cuídate figura

       
  15. ALTAICAaltaica

    4 septiembre, 2012 at 17:45

    Hablar de Kubrick es algo similar a citar a Welles, salvando las distancias. Hay cineastas especiales, como puedan serlo Buñuel o Fellini, que crean mundos especiales desde un punto de vista interior, mágico o surrealista. Pero hay otros, no mejores, pero sí distintos que probablemente por su capacidad de innovación, perfeccionismo y personalidad aglutinan filmografías con algunas de las mejores películas de la historia del cine. Es aquí cuando la palabra genio adquiere toda su dimensión desde la óptica de creación artística. En gran medida revolucionan el cine, lo novan, lo transforman y generan una evolución.

    Dicho esto, lo que sustentan películas como 2001 y Ciudadano Kane, auténticos referentes en tanto que suscitan una inflexión narrativa y técnica en el séptimo arte, también hay que matizar la filmografía del primero que es la que nos ocupa. No sé el motivo por el que hay que valorar la obra de un gran cineasta desde la devoción. Nos hacemos grandes o mejores desde los aciertos y desde los errores. Tendemos a ser benévolos, diría más, a justipreciar con los ojos vendados cuando examinamos la obra de uno de los maestros de la historia del cine. Y como con cualquiera debemos de ser ecuánimes e inflexibles cuando sea necesario, más aún incluso más exigentes.

    La obra de Kubrick es la obra de una cineasta brillantísimo que ha sido capaz de revolucionar el cine desde sus preceptos, disposición y técnica. Así mismo sus exigencias, su suficiencia es también su deficiencia. Capaz de iniciar su carrera con películas impropias de un novel, tales como Atraco perfecto, Senderos de Gloria o Espartaco, inundadas de talento, repletas de alardes de maestro y compaginando el más exquisito aspecto formal y ortodoxo, con muchos elementos de brillantez inusuales que anticipan a un creador indiscutible.

    Pero no todo en la obra del minucioso Kubrick es logro y acierto. Lolita es una obra fallida, un intento frío y poco perverso de una de las mejores novelas de la historia del cine que aún está por filmar. Académica y glacial está a años luz de conseguir precisamente su contrario. Todo en ella queda frígido, cuadriculado, sin verdadero arrojo. Desde la elección del actor principal, pasando por la realización formalmente pesada. Es una película apática y distante, justo el enemigo a batir y justo lo contrario que tenía como meta.

    Seguidamente nos deja dos obras de originalidad superlativa. La primera aquel Teléfono que se convierte, sin ser una obra maestra, en un film absolutamente distinto, especial y único, con sus lagunas, pero que muestra a un director en estado de gracia. Capaz de afrontar retos desde la descodificación, sin importarte hibridar géneros y romper moldes, salirse de las casillas o ironizar sobre nosotros mismos. Desde ese punto de vista la película es genial y no me extraña que para algunos sea una obra maestra por su capacidad, si bien a mi me parece que el manejo del lenguaje sarcástico está lejos de ser un recurso certero en manos del maestro, al igual que abruma sus excesos verbales y el manejo del absurdo.

    De la Odisea no insistiré pues ya sabes mi opinión de sobra. Sobre la que sigo pensando que es mucho más que una obra maestra, en tanto que genial desde la redondez del trabajo y desde la aportación al cine y su evolución posterior. Siempre he dicho que El acorazado Petenkim, Ciudadano Kane y 2001 son al cine lo que las mutaciones a la evolución.

    Y es aquí donde se agota el crédito del cineasta. Toda su obra posterior deambula en la innovación llevada al esperpento, véase La naranja mecánica; el esteticismo más vacuo, véase Barry Lyndon; el terror de novela barata revestido de erudición a mayor gloria de un final lleno de liberalidad, véase El resplandor; la guerra desde lo pueril y exacerbado, véase La chaqueta metálica; y la perturbación más plana que he visto, veáse aquellos ojos “vacíos”. Luces y sombras como en todo genio que se precie, y un genio que ha visitado sus propias cimas y sus limitaciones probablemente derivadas de su soberbia, que no por ello debe de producir el más mínimo rechazo, pues si algo tenemos que agradecerle es su valentía para no renunciar jamás a su proyecto, esto es, el suyo personal. Innovador, excesivo, amanerado, pulcro, genial, frío, distante, emotivo y siempre brillante. Un revolucionario presa de si mismo y de su temperamento, reo de sus exigencias que le llevaron a formular milagros y a dejarnos algunas de las películas más pretenciosas e inmorales que he visto, Barry Lyndon es un caso. Su cine es un viaje inverso cualitativamente hablando. Si bien, con un meridiano excepcional. En el fondo Kubrick es un gran provocador con todo lo que ello conlleva de riesgo. A ellos, los riesgos, me remito. Pretensión insoportable y excelencia indiscutible, ampulosidad soberbia y genialidad abrumadora, esteticismo banal y técnica exquisita, megalomanía endiosada e innovación continua. Sinceramente creo que su altivez le llevó a intentar hacer una obra maestra de casi todos los géneros, lo que demuestra el grado de fatuidad que llegó a atesorar en su indiscutible capacidad y pericia.

     
    • plared

      4 septiembre, 2012 at 19:42

      La virtud de lolita, es precisamente esa, su frialdad y capacidad para mostrar un tema escabroso sin caer nunca en lo grosero o zafio. Que es por lo general en el que navega cualquier historia parecida.

      Sus fina pinceladas de humor, a cargo de un genial Peter Sellers que en realidad nunca se sabe que pinta en la película.El dilema que se plantea en ese flemático profesor ingles atrapado en una pasión que le sobrepasa. Todo ello narrado de manera sutil, sin estridencias y con esa elegancia inglesa natural para mostrar al cazador como victima en una sociedad, que es disertada de manera inteligente y cauta

      Precisamente por ello, debía ser alguien apático y carente de emoción aparente. Ahí, quizás el merito de la elección de James Mason, personaje frió, gris y exento de cualquier atractivo empatico..Para que lentamente las misma telaraña que despliega, termine atrapandole de manera cruelmente desgarradora

      Película cuadriculada, apática y distante. Pues claro que lo es, precisamente ese es el tema y el protagonista central. Si ponemos otro actor de torturada mirada y lo envolvemos de aire modernizo, tenemos un producto de consumo rápido para adolescentes.

      Si lo hacemos con un actor de rostro y belleza griega, dramon al canto para que las mamas sueñen con lo que nunca fue. Pero no, aquí es un tipo gris, sin atractivo ninguno y ella un ninfula perversa, como buena adolescente en oposición al mundo.

      Genial la elección sin mas, ya que esta al contrario de lo que tu dices. No es una película de un provocador y si de un genio. Que consigue transmitir toda la fuerza de la obra sin provocar en ningún momento. Sin enfadar mas que a los mas puritanos y sobre todo sin mostrar y si sugiriendo. Salvando así las garras de un inquision moralista que fusilo literalmente la novela.

      Mucho merito tiene eso, ya que en manos de un director con ansia de protagonismo, habría sido un espectáculo zafio que haría removerse a todos los estamentos de la sociedad. Quizás es lo que muchos esperaban, pero no. Es un regalo para la vista de sensibilidad exquisita……

      Sobre la lujuria y sus estragos. Sobre la concienciacion de alguien cuando descubre que tiene un poder sobre otros y su uso de el. Como es el caso de esta Lolita….. Y todo, sin provocar, elegantemente y siempre sugiriendo,,,

      En cuanto a la naranja mecánica. si en la anterior es cineasta de exquisito gusto que sugiere y busca la no provocación. Aquí se sobrepasa en una orgía de ultra violencia. Creando una estética que fue imitada por descerebrados sking que se dedicaban a patear a gente. Videa bien hermanito….frase demoledora, como es esta película que adquiere tintes de maldad absoluta en su primera parte.

      Para en una segunda darnos una disertacion sobre la manipulación de la mente y sus consecuencias. Sobre la venganza de los mas débiles y ante todo. Sobre la perdida del yo individual, cuando esa parte negra del protagonista se pierde, en realidad su existencia es la nulidad mas absoluta.

      Sin esencia no hay vida y sin la posibilidad de elegir, somo autómatas..sin mas. Y lo mas demoledor, la brutalidad de los sometidos cuando el líder de la manada pierde su capacidad de defensa

      El mal existe, por que hay un bien. Si acabamos con el primero, el segundo en que queda?……… Dilema perturbador, ya que antes o después el bien lo eligiria alguien y quizás,, ambos terminarían confundiéndose

      Película genial que traslada perfectamente la brutalidad de la novela,. Sus interesantes dilemas morales y todo a ritmo de la genial novena de Beethoven que acompaña y se integra perfectamente en unas imágenes frenéticas que mas parecen adecuadas para las campanas del infierno de ACDC…..

      Todo digno de lo que es este cineasta. Un genio que ha dado unas cuantas películas que no solo han pasado a la historia del cine, han creado escuela y por estética y argumento, han sido cien veces repetidas.

      Y sobre 2001, pues ya sabes mi opinión,. Gran película, pero hecha para contentar a la intelectualidad, en realidad nada en ella tiene sentido y es en algunas partes insufrible.

      Aburrida y lenta pero con ese aire de inteligencia, de supuestas preguntas evolutivas que tanto gusta a nuestros cinefilos mas combatientes. Esta en realidad, si es una película hecha para contentar…Aunque no sea al gran publico, si a ese que se extasía ante un membrillo a contraluz…..

      Lo que no quita que reconozca que dio al genero en que se engloba, brillo y lustre, dejando para siempre ese halo de novela barata que le acompañaba. Hasta en su mas sobrevalorada obra, logra comportarse como un genio. Lo que sin duda es. Cuidate y ya sabes, como siempre….en contraposicion

       
  16. ALTAICAaltaica

    4 septiembre, 2012 at 23:18

    Sigo pensando que la elección del actor, por otro lado un intérprete espléndido para ciertas películas, no todas por su pose algo apática y amanerada, es una decisión equivocada. Y no, no es precisamente la gran novela de Nabokov un ejemplo de frialdad. Plasmar la fabulación de un extraño adulto erudito que configura mentalmente a una menor como objeto de un deseo plástico casi irreal, no ha sido el logro de Kubrick. Hay que reconocer que la obra literaria es sobre todo un brutal ejercicio de estilo lingüístico. Probablemente una de las mejores novelas escritas, con un uso del lenguaje superlativo. Pero todo ese trasfondo subterráneo en la mente del profesor a mi me deja pétreo frente a la pantalla. Y es ahí donde el cineasta jamás logra plasmarnos el universo que el escritor cincela con pluma maestra. Toda la pasión arrebatadora que una creación mental vs sensual formada en la mente del profesor está ausente. Como digo frígida, sin jamás introducirnos ni en el mundo interior del personaje, ni en la fascinación mágica irreal, ni menos aún en un desarrollo que, desde mi punto de vista, requiere la novela. Y si nos vamos al ideario final, el amor, pues al final el profesor está irremediablemente enamorado de ese icono cincelado en su mente, pues ella no es más una adolescente más, alejada del refinamiento y gustos del erudito y plano profesor; ni tan siquiera emocionan sus últimos afectos, sus íntimos sentimientos.

    Nadie habla de buscar modernidad a la hora de afrontar la visión de la novela, ni de depositar la batuta del profesor en manos de un atractivo y altivo partenaire alejado del personaje. Nadie solicita una revisión desde la desviación de la novela, ni menos aún pretender una película comercial o de carácter adolescente. Eso es deambular en los extremos. De ahí a que la obra de Kubrick consiga mostrarnos ese mundo interior y agobiante, esa idealización, o la turbiedad introspectiva del “infante” profesor en manos de la “maestra” adolescente hay un largo trecho. El deseo cuando es un imaginario inexistente en la realidad y solo habita en la mente del profesor está ausente. No olvidemos que la obra del escritor describe una insania en el sentido de que lo que vemos no existe, es una fascinación pues todo aparece y desaparece en la mente del profesor. Ella es lo que él ha creado. Salvando las enormes distancias, Laura de Preminger es todo lo contrario en el sentido de sí saber plasmar la historia de una fascinación, o Vértigo de genial Hitchcock, es otra demostración fascinante de como ambos son capaces de mostrar aquello que no existe. En ese sentido digo que Lolita es una película para mi fallida. Tanto en su desarrollo como en su objetivo. Solo pasa de puntillas por una obra literaria que se le hace imposible plasmar en su parte esencial, en su parte subterránea. Queda solo mostrada en la superficie, cuando necesitaría visitar otros infiernos. Visiones distinta y distantes de lo que la obra literaria, su esencia y su alma requieren. Y sinceramente creo que Kubrick no era precisamente el cineasta capaz de tales logros. Visitar esos lugares requieren de una visión, capacidad, maestría y destreza que no se logran desde la técnica y frialdad de un cineasta adornado de otros atributos.

    Algo similar sucede con Barry Lyndon, una película fallida desde su concepción. Pero aquí el error es llevado al paroxismo. Toda la destreza plástica de la obra raya en la pretensión más vacía e inmoral que he visto. Por momentos uno llega a pensar que Kubrick ha perdido el norte totalmente. Que su egolatría lo lleva a recrear postales desde la inanidad. Postales vacías de alma, al socaire de una belleza plástica difunta de esencia. De nada sirven juegos de luces increíbles, búsqueda de encuadres perfectos, brumas obsesivas para ser filmadas cual Visconti en su memorable Muerte en Venecia, cuando la historia, aburrida y vacía como pocas, es un esperpento al servicio de una escultura deshabitada. Desde la música machacona que llega a cansar como el martillo de un herrero en casa vecina. Desde las vicisitudes de un imbécil revestido de historia aburrida, cansina que no logran más que producir una mezcla insoportable entre drama plúmbeo e irrisorio viaje.

    Una película que avanza a golpe de tambor, de plásticas postales huecas, de voz en of innecesaria, de vicisitudes sin el más mínimo interés, de personajes casi de risa, sin capacidad descriptiva y de configuración plana, de encuentros y desencuentros que se suceden al ritmo de la machacona y única música. Ambas forjando una película inmoral por su concepción pretenciosa en la forma para no profundizar en nada. El ejercicio de estilo de un esteta que en el fondo es incapaz de adentrarse en nada. Ni en sus personajes, ni en un concepto de historia, ni tan siquiera en una revisón de la época. La utilización del zoom agotadora e innecesaria. Una obra ridícula, pretenciosa, vacía, amanerada, hueca y con ínsulas de obra maestra. Lo peor que puede tener una película. Kubrick sencillamente era presa de su sofisticación, y de sus limitaciones. Pues no sabía directamente contar ciertas historias. Como una vez dijo Fernando Méndez Leite, un cineasta genial para ciertos proyectos y deleznable y presuntuoso para otros. En su pretensión Barry Lyndon es una de las películas más inmorales que he visto. Entiéndase el concepto de inmoralidad. Ahora bien, si 2001 es lenta, que jamás lo ha sido, ésta postal de erudito pretencioso es sencillamente un ladrillo cargante, enchido e insoportable.

    La naranja mecánica ha quedo fuera de lugar, ha quedado como otro ejercicio de estilo preñado de búsquedas técnicas y poco más. Un experimento visionario discutible. Muy discutible. Que nos habla de un mundo donde los mecanismos de control mental… Y qué, de esos ya conoce el hombre desde la noche de los tiempos. El uso de las drogas en tiempos remotos, procesos de elimación de la capacidad volutiva, anulación del concepto vital mas profundo, alienación creativa y libertaria, sucesos de violencia en periodos infantiles, captación moral, destrucción del criterio, suministro controlado de la información y desinformación y falta de estímulos culturales mínimos. La viiolencia engendra violencia, pero también a veces la inhibe como resultado del rechazo de la misma. La reflexión de la película es de escasísima credibilidad. En el fondo a Kubrick lo que mas le importaba era la forma, y cuando se pretende llevar a la pantalla argumentos de gran calado y complejidad humana como la violencia, el individuo frente al Estado, los orígenes de la degración y sus consecuencias penales, curativas y su afectación mas interna al condenado o causante, lo has de hacer dede la verdad y no desde la impostura narrativa. Todo en La naranja queda falsamente preparado, artificial, poco verosímil, ajeno. Todo se desarrolla de cara a la galeria, es como un mecano con pies de barro. Todo está al servicio, una vez más en su último cine, de pretensiones técnico-estéticas. Y es ahí donde Kubrick juega al truco y a la trampa. Desde ese punto de vista, me genera distancia desde el principio y me aleja de su contenido interior. Es un claro ejemplo de la modernidad por la modernidad, no la modernidad como elemento o protagonista secundario en un armazón bien construido. Todo en ella funciona a golpe de efecto, todo en ella es más una provocación amañada, un ejemplo de choque continuo y sistemático. Una oda técnica arropada de un ejercicio para epatar, que siempre busca la impresión y el artificio. NO soporto este cine, me parece intelectualmente inaceptable. Esa faceta de Kubrick me resulta impresentable. En tal sentido y en ese cine creo que desvirtúa el mensaje para hacerlo comercial, no en un sentido común y corriente, pero sí en el sentido más lascivo y putrefacto pues lo arma de una supuesta intelectualidad.

    Otro día continuamos con La chaqueta metálica, de la que hay que hablar mucho y poco bueno. De la de los ojos me niego a argumentar nada pues es directamente una película que falla donde debería de comenzar su andadura, precisamente en ese mundo al que aludes y que nuevamente se queda en la superficie, en una coreografía de túnicas a mayor gloria una vez más no del fondo y la esencia, y sí de la presencia. Junto lo que lastra irremediablemente el cine final del cineasta, en ese viaje inverso del que hablo. De mejor a peor, con picos magistrales. El panegírico sobre 2001 lo dejaremos para otro ocasión. Cuídate y, como siempre, un placer entrar en sana discrepancia.

     
    • plared

      6 septiembre, 2012 at 3:29

      La complejidad de la novela que al igual que a ti, me parece magnifica. Es imposible de llevar a la pantalla, principalmente por la censura de la época que puso muchas limitaciones para que fuera rodada.

      En la película en ningún momento se comenta ese trágico episodio que se narra en la novela sobre la adolescencia del profesor, ni su atracción por las ninfulas. Eso fue tachado por la productora con carácter no negociable. Lo que llevo tanto a Kubrick como a Nabokov que participaba en el guion. Ha realizar encaje de bolillos, ya que sin esos pasajes, todo lo que tu comentas y la esencia de la novela, no se entiende.

      De ahí, que te pueda parecer todo anacrónico, ya que en realidad se basa en la novela, pero no en su espíritu, que indudablemente esta sesgado. Por ello Kubric, crea otra historia, matiza personajes y convierte esa desgarrador escrito, en sutileza dulcificandolo bastante….

      Algo parecido a lo que ocurrió con Desayuno con Diamantes. La novela mucho mas cruda, los personajes mucho mas descarnados y ella prácticamente un prostituta. En la película, todo suavizado y a pesar de ello, el personaje de Audrey, absolutamente embriagador y la película mas que notable.

      En cuanto al actor, pues ya que todo esta sesgado por la censura. Pues construimos alrededor de el una fabula sobre la pasión y el deseo. La perdida de papeles y para ello, es mucho mas lógico poner a una lolita de labios carnosos, ordinaria y chabacana. Que hará perder los papeles a un hombre cultivado y con cierto éxito entre las mujeres.

      El contraste hace brillar la historia, que si esta sesgada y quizás. Tu animadversión hacia ella se deba a que no respeta la esencia del original. Algo que en esa época era imposible. No hace mucho se hizo una versión que algo mas la respeta. Y es una puñetera mierda, sin la magia y el estilo de esta…..

      En cuanto a la naranja mecánica. Pues pocas películas penetran en dilemas verdaderamente perturbadores como son la perdida e la capacidad de elegir. Pocas plantean el mal absoluto y su aniquilación, como opción desgarradora, ya que en su lugar se erigiría una especie de dictadura de los buenos. Que no tardaran en vengarse de los que antes temían……..

      Dilemas como ves, bastante inteligentes y en los que se basa toda nuestra cultura… La capacidad de elegir entre el bien y el mal, quizás sea lo único que nos diferencia de los animales, que simplemente se guían por el instinto.

      Y por si eso no fuera suficiente, lo hace a ritmo de imágenes vertiginosas, que gustan al gran publico. Lo dota de un envoltorio de película de acción, por momentos para adolescentes descerebrados en los que la imagen y la estética lo es todo.

      Para, una vez presentado el envoltorio como golosina. Hacer un cambio de tercio y soltar un discurso demoledor en esa segunda parte sobre la fina linea que separa a los buenos de los malos. Sobre esa anulación del yo individual, en beneficio del colectivo.

      Sobre el castigo físico que no anula los verdaderos impulsos, pero si los inhibe, simplemente convirtiéndonos en patéticos autómatas que solo producen lastima al no contar con capacidad, ni de elección , ni de acción. Pasando a ser una victima de los que antes fue verdugo.

      Alex, genial interpretación de Malcolm McDowell que nunca ha estado mejor. Podría ser ese individuo al que el estado dogmatiza, en cierta manera modela a su gusto. No castigando como es lo tradicional, cárceles y demás. Si no de una manera mucho mas cruel, inhibiendo sus impulsos, anulándolos en base al bien común.

      Un bien que por supuesto dictan unos pocos, que antes o después asumirán el papel de dioses. Por ello, que el fuera un cabronazo impenitente, lo hace mucho mas genial como parábola, ya que a pesar de su maldad, nunca resulta del todo odiable y en alguna facetas hasta atractivo.

      Un adelantado a su tiempo este director, que como buen profeta nos muestra un camino que los estados hace ya tiempo han tomado. Manipulación gubernamental de gobiernos que se inmiscuyen con prohibiciones en casi todos las parcelas conocidas. intentando regular cualquier cosa con normas que no tardaran en afectar hasta lo que comemos. Y todo en en aras de… eso llamado el bien común.

      Como ves una película que va mucho mas allá de su envoltorio ultra violento, que utiliza como buen judío para presentar sus perturbadores dilemas. Que nunca encuentran un equilibrio, ya que la película esta planteada de manera que no se responde a nada, incluso, ni tan siquiera se toma partido. Simplemente incita al debate.

      Si esta obra la hubiera rodado por algún intelectual moderno de apellido impronunciable. Estaría en los altares del debate. Se harían coloquios sobre su estructura y seria objeto de tesis sesudas sobre el bien y el mal. Como es un película de envoltorio ultra violento al ritmo de música clásica. Pues queda en un alegato de un melomano en potencia mimado como cualquier genio que se precie….

      Una obra maestra sin duda y si, digna de estar entre las grandes…..Videa hermanito, esa frase y la cara de loco del mas descerebrado Malcolm McDowell que he visto. Siempre se me quedaran grabadas. Cuídate campeón y de barry lindon , no la tengo demasiado fresca para debatirte. Si que me gusto mucho y que su estética y pulcritud era notable. Pero debería de volver a verla para decirte algo coherente. En cuanto a la chaqueta metálica esa si, y cuando sueltes tu batería, soltare la mía. Cuídate campeón

       
  17. Dessjuest

    5 septiembre, 2012 at 8:03

    A mí la de la chaqueta pues me resulta muy divertida en su primera mitad, con ratos en los que te descojonas, entretenida, si se hubiera quedado ahí pues nada, sin ser gran cosa pues hubiera quedado algo como “El Sargento de Hierro”, una peli palomitera con mucha gracia, de las que me gustan, porque me entretiene y para mí ya es suficiente.

    Luego en su segunda parte ya pasa a ser algo insufrible, y lo es más a medida que se acerca el final, esas “entrevistas” a la soldadesca ya suelen evitarme llegar a los títulos de crédito, toda la parte de la historia que pasa en Vietnam intentan darle un sentido a le peli, pero a lo único que le da sentido es a echarte una siesta de las de orinal.

     
    • plared

      6 septiembre, 2012 at 3:34

      Algo muy dado en este director. Envolver una primera parte del gusto mas palomitero y espectacular. Para luego soltar su batería de reflexiones y dilemas, quizás una forma de vender su discurso, sin que el publico huya en desbandada ante el primer gafotas soltando disertaciones sobre la madre de los tomates……

      Como quizas hacen otros con vision comercial absolutamente nula. Que no ideológica, ese seria otro cantar. Distintos envoltorios, distintas formas para quizás, contar lo mismo.

      Algo que indudablemente, no es lo que mucha gente espera. Abrazos figura y alucinado me tienes con tus últimos comentarios…..

       
      • Dessjuest

        6 septiembre, 2012 at 11:24

        Pues imagina lo que siento yo al leeros a vosotros 😀

        Es toda una pedazo tertulia, en la que te quedas absorto, sin entender la mitad, pero flipando.

         
      • plared

        6 septiembre, 2012 at 21:30

        Pues nada, participa esto no es cosa de dos…. Cuídate

         
  18. Universo de A

    7 septiembre, 2012 at 1:53

    En eso estoy de acuerdo, su obra realmente habla por él… ¡y dice horrores!.
    Hoy tal vez lo consideres lo más normal del mundo, pero en su momento fue algo muy rupturista, compara sino su “Espartaco” con “Ben Hur” por ejemplo, ambas son superproducciones de estudio, pero la primera tiene un toque claramente diferente y rupturista mientras que la segunda respeta perfectamente el esquema clásico.
    En todo caso, sus innovaciones nunca me han gustado en absoluto, sus películas me parecen largas, interminables y aburridas (y ya no menciono sus temáticas…) y por mucho que se metiera en tantos géneros distintos (gracias a Dios, no se atrevió a profanar el musical) creo que fracasó en la mayoría de ellos.
    Y no es sólo que sus películas no me digan nada, es que han sido de ese tipo de películas en las que he pasado escenas enteras con el mando, con eso lo digo todo.

     
    • plared

      7 septiembre, 2012 at 19:11

      No creo que sea precisamente kubrick un director aburrido, mas bien con sentido del ritmo y el espectáculo. Disfrazando de cine mas comercial, lo que en realidad son dilemas bastante profundos. Pero bueno, si algo tiene el cine…son mil interpretaciones y cada cual se queda con la que mas le guste.

      Aunque llamar fracaso a la carrera de este hombre, quizás sea algo atrevido , pero bueno. Cada uno interpreta lo que ve de una manera, sin no te gusta y por lo que escribes mas bien pareces detestarlo, da igual lo que dijera…No te convencería. Un abrazo

       
  19. Raúl

    7 septiembre, 2012 at 9:01

    Una maravillosa película, con mil y un matices -como entre Machuca y tú os habéis encargado de subrayar- que para mí si que resulta imprescindible en cualquier videoteca.

     
    • plared

      7 septiembre, 2012 at 19:06

      Sin duda coincidimos y me alegro de que vuelvas por aquí. Un abrazo

       
  20. Alfredo Paniagua

    7 septiembre, 2012 at 20:45

    “Obra maestra de un genio como Stanley Kubrick en la que va mucho mas allá de ser un mero alegato anti belicista. Donde en realidad se nos muestra la terrible brecha entre los que mandan y los que simplemente obedecen.”

    Suscribo totalmente este comentario. Aparte de la carga poética con la que imprimes tus reseñas, que siempre es entrañable, te señalo este comentario porque me parece que queda perfectamente definido el tema del film. La clave está ahí, en las conversaciones del personaje de Kirk Douglas con sus superiores, donde le indican sin pudor que la gente es prescindible, que sólo importa tener la trinchera llena de carne fresca.

    A este punto te recomiendo una película que, salvando las distancias, trata de la guerra de trincheras en el frente francés. Se llama Feliz Navidad y es francesa. No tiene que ver nada con la Kubrick pero creo que puede ser un buen complemento.

    Impresionante el travelling como tú dices. Una lección de planificación que en la época, y con los medios que había, debió ser todo un prodigio.

    Deberías buscar algún ilustrador, que haga unos dibujos de algunas escenas de las pelis y probar a incluir tus reseñas como comentarios, creo que quedaría bien.

    Un abrazo.

     
    • plared

      8 septiembre, 2012 at 1:13

      Creo que coincidimos, es ahí donde esta la esencia de la película y lo que nos quiere contar el director, lo otro fuegos de artificios, necesarios sin duda. Pero lo que en realidad es el armazón de la historia son las escenas en el palacio entre la oficialidad, sus miserias y su total desprecio por el destino de los que mandan….

      La que me recomiendas no la he visto, la buscare y ya te comentare. En cuanto a lo que dices, pues si lo del ilustrador no estaría mal. Si, se vería bien desde luego aunque tampoco es que conozca muchos..no conozco ni uno. …. Cuídate,

       
    • Dessjuest

      9 septiembre, 2012 at 21:56

      Coincido en la recomendación, es una peli en principio menor, pero que tiene un mensaje bastante claro, no importan las personas, es más, está basada en un hecho real y con bastante tino.

      La peli desde luego no alcanza la calidad de esta, pero “Feliz Navidad” es, pese a su aparente sencillez, una peli muy recomendable.

      Y me atrevo a recomendar “Largo Domingo de Noviazgo”, cuya trama, de refilón, toca también la vida en la trinchera, esas partes son sin duda acojonantes, por lo descriptivas del horror que significaba tener que combatir ahí, las condenas ni siquiera eran a muerte, eran a morar en tierra de nadie.

       
      • Alfredo Paniagua

        9 septiembre, 2012 at 22:44

        Interesante!! me la apunto

         
      • Alfredo Paniagua

        9 septiembre, 2012 at 22:57

        A este punto, y salvando también las distancias, quiero recomendar una obra de género, un tanto irregular, pero que también transcurre en las trincheras: Deathwatch.

         
      • Dessjuest

        9 septiembre, 2012 at 23:01

        La vi, es mas, tengo preparada una entrada al respecto, me gustó mucho, es más, ardo en deseos de preguntarte tu opinión sobre la peli, sobre lo que realmente significa esa trinchera prohibida, claro, si te lo pregunto aquí reventamos la peli a todo el mundo, a ver si se me ocurre una forma, en plan metáfora o lo que sea, de hacerlo.

        Porque yo lo tengo muy claro lo que significa, si menciono la palabra “purgatorio” sería un spoiler descomunal?

         
      • Alfredo Paniagua

        10 septiembre, 2012 at 0:10

        jajaja, creo que por ahí van los tiros. También podemos hacer otras lecturas.
        En los sitios donde han ocurrido muchas muertes, de forma violenta y traumática, como es una trinchera, se originan microcósmos que sólo aquellos que están en su “onda” pueden percibir. Creo que las trincheras son uno de esos sitios a los que llamamos purgatorio. Me viene a la cabeza Vinyan, que trata el tema de ese inframundo de forma distinta ( el tsunami) pero también muy terrorífica.

        Saludos.

         
      • plared

        10 septiembre, 2012 at 5:26

        Tomo yo también nota de la que comentas- Cuidate

         
      • plared

        9 septiembre, 2012 at 23:32

        Deathwatch, mas bien seria de terror psicologíco con ciertas pinceladas de gore. Me gusto, serie b quizás con caras conocidas, pero ya sabes que esa son mi debilidad. Creo que la comentamos hace tiempo en tu pagina……

        En cuanto a la que dice Dessjuest. Largo domingo de noviazgo, muy buena, con un sentido del humor a veces absurdo que contrasta con la brutalidad del escenario. Deliciosa, de esas películas que el cine francés nos regala muy habitualmente de carácter casi mágico en su concepción. Aunque el final, pues no muy de acorde con el desarropo de la película. Muy buena sin duda.

        A ver si veo la de la navidad, que esa no la conozco. Cuidaros y yo añadiría un clásico que aunque el escenario sea el desierto de arabia en la primera guerra. Consigue plasmar el agobio de verse rodeados…. La patrulla perdida de John Ford. Cuidaros

         
      • Alfredo Paniagua

        10 septiembre, 2012 at 0:11

        Me estáis poniendo los dientes largos con Largo Domingo de Noviazgo. Procedo de manera inmediata a su adquisición legal 🙂

         
      • plared

        10 septiembre, 2012 at 5:27

        Algunas veces lo mejor para ser legal, es precisamente utilizar lo ilegal…..Cuidate

         
  21. almaleonor

    8 septiembre, 2012 at 20:51

    ¡Hola! Esta película es un punto y aparte. Hay que pararse y hacer una reverencia cuando uno se la encuentra en algún sitio. Lamentablemente solo tengo tiempo para eso. No puedo leer todos los comentarios.
    Besos.AlmaLeonor

     
    • plared

      9 septiembre, 2012 at 1:43

      pues cuando tengas ese tiempo, espero tu opinión que como siempre…sera interesante. Cuídate

       
  22. almaleonor

    8 septiembre, 2012 at 20:54

    En cuanto a lo de Ilustradores… yo tengo alguna idea….

     
    • plared

      9 septiembre, 2012 at 1:43

      Pues ya sabes, sera bienvenida…cuidate

       
  23. cartasdesdecantabria

    9 septiembre, 2012 at 9:26

    Impresionante disertación sobre uno de los grandes clásicos de la historia del cine; senderos de gloria puso nerviosa a mucha gente, los militares de todo el planeta se vieron reflejados en una situación que el genio de Kubrick dio tanto de sí que, a vuela pluma, cualquier espectador no la vería creíble.
    Pero algo temieron los mandos y fue la sinrazón de algunas de las ordenes que se lanzan contra gente que son, a fin de cuentas, los que van a morir; estas consignas no cuentan con los filtros lógicos que dan las reacciones humanas que no siempre son las del heroísmo o la cobardía; jamas son tan opuestas.
    Pero Kubrick se lanza al filo y nos habla de monstruos y lo hace de forma tan lucida que se carga de un plumazo cualquier romanticismo que se pueda tener sobre la vida militar.
    Lo bueno del caso es que, a la vez, este film es una celebración de la vida, la escena final da buena cuenta de ello, pero lo hace de un modo tan triste que te deja vacío y con el corazón en el suelo.
    Me parece que te lo comenté una vez, pero este film contiene la que, a mi modo de ver, es la escena más cruel de la historia del cine: esos fusilamientos tan arbitrarios te marcan de tal modo que, aunque pasen varios días del visionado, no puedes borrar de la mente.
    Conocí a alguien con el mismo amor que le procesas tú al cine, esa persona ya no está, pero el buen dios siempre compensa las ausencias.
    Un abrazo, hermano.

     
    • plared

      10 septiembre, 2012 at 5:34

      Si, lo mejor de esta película precisamente es eso. La manera de mostrar el desprecio de los oficiales, por las vidas que tienen a su cargo. Curiosamente sin utilizar lo manido del anti militarismo mas rampante y llorón. Mas que en contra de la guerra, esta película estaría dirigida contra los mandos y la locura que se da en cualquier guerra absurda, como fue esta. Cuando nada tiene sentido y la sin razón de unos cuantos. Obligan a muchos a luchar por algo que no les interesa.

      La escena final, imagino que después del repaso que da tanto a oficiales como a tropa, que tampoco es que los presente precisamente como héroes. Un poco de humanidad y esperanza en una prisionera que canta…..no es mala cosa. Aunque cabrón al fin….vuelven al frente….. Cuídate campeón y me alegro de que estés ya mas animado. Abrazos

       
  24. Dessjuest

    9 septiembre, 2012 at 22:48

    Ojo Alfredo, la trama de la peli transcurre justo en la postguerra, y no deja de ser una historia de amor, para mí bien hecha cierto, pero no es bélica, lo digo porque aunque las escenas de la guerra son recurrentes no hablamos de una peli de este género, por evitar luego que me mandes a alguien que me rompa las piernas 😀

     
  25. bsasgothicliterature

    11 septiembre, 2012 at 4:09

    a mi la peliculas de Stanley Kubrick me parecen un plomo. Esta la vi hace tiempo y no recuerda nada bueno de ella como tampoco de los clásicos de Odisea o La Naranja. Las encuentro muy infantiles, faltas de ritmo y credibilidad.
    Sin embargo es uno de los directores más importantes del cine y eso me deja bien claro porqué amo los libros y de vez en cuando miro una peli ja ja ja.

    pd. y bueno, faltaba alguien que tire una piedra entre tanto jolgorio 😄

     
    • plared

      11 septiembre, 2012 at 5:22

      Pues veo que es un director que a muchos gusta y otros por el contrario lo detestan. Curioso, pero mas que bastantes lo consideréis aburrido. Pienso que es cualquier cosa menos eso. Peo bueno, diversas opiniones para un calidoscopio de miradas. Ya que el cine es ante todo entretenimiento y si lo que ves resulta aburrido, pues nada que hacer….

      En cuanto a lo de tirar un piedra….. Me da que quitando a Dessjuest y algún otro u otra…. los demás no somos precisamente la alegría de la huerta… Cuídate

       
      • bsasgothicliterature

        14 septiembre, 2012 at 1:22

        ja ja ja lo de la piedra era porque todos venían alabando la peli y yo dije que era aburrida 🙂

        Igual, ahora que me dices que hay más gente que no le gusta este director me siento más tranquilo, pensé que era el único y ya me sentía como un extraterrestre ja ja ja

         
  26. plared

    15 septiembre, 2012 at 1:13

    Si lees los comentarios, veras que hay muchos mas de los que en principio uno pensaría…Cuidate

     
  27. Universo de A

    16 septiembre, 2012 at 0:51

    Bueno, no es la primera vez que vemos el tema del ritmo de manera diferente, de hecho, ya debatimos sobre ello con Wilder y Edwards, ¿recuerdas?.
    De todos modos coincidirás conmigo en que en sus películas sobran escenas a punta pala y que son absurdamente largas para lo que quieren contar…

     
    • plared

      17 septiembre, 2012 at 3:15

      Precisamente soy de la opinión que las escenas que mas sobran. Son precisamente las de acción. Esta película no va de eso y las de interiores en los salones de los oficiales, son las que realmente llevan el peso de la trama y la intención de la película. Cuidate

       
  28. Juan José Iglesias

    17 septiembre, 2012 at 17:31

    Me encanta la época cincuentera de Kubrick… Le tengo especial cariño a esta y a “Atraco Perfecto”. Si no recuerdo mal fue con “Senderos de gloria” con la que Douglas se convirtió en uno de mis actores favoritos.

    Cuando haga un rato la volveré a ver.

    Salud y rock n´roll!

     
    • plared

      18 septiembre, 2012 at 2:54

      Si, merece la pena volver a verla y cono dices, Douglas esta inmenso….. Atraco perfecto, pues todo un ejercicio de domino del tiempo para contar una historia. Y probablemente la primera película del genero en que se engloba, donde las historias personales y el retrato de personajes tiene mas importancia que la mera acción en si. Una obra también redonda sin ninguna duda. Cuidate

       
  29. javiernez

    19 septiembre, 2012 at 0:00

    Estos “Senderos de Gloria” no los he visto. Pero sí he podido disfrutar de varias películas de Stanley Kubric. El director que era indiferente a su entorno, paradójicamente dirigió obras a las que uno no le podía ser nunca indiferente. Es decir, sus films se dejan ver para bien o para mal pero nunca circulan por los caminos de la indiferencia. El grueso hecho de que no se le pueda ser indiferente a casi todas sus obras, habla a las claras de su capacidad para llamar la atención, tanto positiva como negativamente. A mi particularmente me llamó la atención su tendencia a tocar temas urticantes de la existencia humana desde un prisma a veces exagerado, a veces pesimista y la mayor parte del tiempo de forma caleidoscópica.

    Su arte, su dirección en los matices de la fotografía, el vestuario, la ambientación han sido concisas y muy buenas, porque no reconocerlo. Ahora bien, su dirección de actores, al menos para mí, en varios ejemplos, deja un hueco bastante pronunciado en su prontuario. En cuanto a los guiones, pues hay varios que no me han convencido, pero los resultados finales siempre llaman la atención.

    A mí particularmente la película que más me ha gustado, tras el paso del tiempo y la que podría volver a ver, es esa tremenda reflexión sobre la infidelidad y la confianza entre seres humanos que es “Eyes Wide Shut”. Televisiva casi en exceso, es cierto, pero con un guión extraño que me llama a la reflexión en cada visionado por su magnifica dosificación del ritmo que sube y baja en el viaje de su protagonista hasta esa frase final que lo resume todo en labios del personaje de Nicole Kidman.

    Tras esta reseña de plared, no me queda más que hacerme de algún tiempo para poder visionar uno de los tantos trabajos de Kubric que me quedan por ver. Y espero que los senderos que presente me lleven por la gloria, al menos imaginariamente.

     
    • plared

      20 septiembre, 2012 at 18:22

      Eyes Wide Shut, es una grandisima película que ahonda en temas lacerantes hasta el extremo. Que plantea dilemas morales y preguntas que todos nos hacemos. Y…todo de manera efectista, usando para ello una historia en apariencia sencilla sobre el poder y el uso de el. Sobre la culpa y los deseos, disfrazándola de moralista insatisfacción.

      Genial película y un impresionarte testamento que la mayoría de la gente que disfruta del cine, nunca entendió. De ahí muchas de sus feroces criticas y distanciamiento de ella.Una vez mas, ahondando en el poder que ejercen unos, con total desprecio de sobre quien cae y sus consecuencias.

      En la película que comentamos en la entrada lo hace utilizando para ello un vehículo antimilitarista. En esta que nombras, el deseo y una puesta en escena de una orgía gótica, que pone los pelos de punta…. Si siempre he pensado que lo que muchos no perdonan a este director, es que sea capaz de plasmar sus ideas usando para ello, historias que en realidad nada tienen que ver con la esencia de lo que quiere contar. Genial director en mi humilde opinión y uno de los mas grandes por derecho propio.

       
  30. Universo de A

    21 septiembre, 2012 at 21:04

    Entonces si que coincides conmigo en que hay escenas que sobran, ¿es así?.

     
    • plared

      22 septiembre, 2012 at 2:01

      No que sobran exactamente, pero si alguna se prolongan sin orden ni concierto. Cuidate

       
  31. Emilio Luna

    22 septiembre, 2012 at 12:12

    Es mi película preferida de Kubrick y también de Kirk Douglas (junto a otra que no nombro porque es una debilidad bastante contradictoria). Para mi una de las grandes películas de la historia del cine.

    Un abrazo Plared.

     
    • plared

      23 septiembre, 2012 at 4:17

      Pues a ver cual es esa que no nombras……..Cuidate

       
  32. Universo de A

    25 septiembre, 2012 at 1:59

    Exacto, y ese defecto está presente en toda su filmografía, así pues, como podemos calificar de buen director (o de genio, según algunos) a alguien que no conoce una norma tan básica como saber cuando algo queda bien en un filme y cuando no?.
    Además, otro secretito de este director, tenía un poder absoluto sobre la distribución de sus películas, de modo que, siempre iban a dónde habían tenido éxito antes… así que desde luego no se puede decir que nunca fuera un director de masas.

     
    • plared

      25 septiembre, 2012 at 16:09

      Nada, se nota que por algún motivo detestas a este director. Nada de lo que diga te hará cambiar ya que me da que roza casi lo personal. Cuídate

       
  33. Universo de A

    26 septiembre, 2012 at 12:47

    Es cierto, una vez me quitó un caballo de juguete en la guardería y fui incapaz de perdonárselo, por eso, emigré a España y me dedico a ponerlo verde según tengo ocasión, como mi venganza terrible… jajajaja, vale en serio, tanto como personal no, pero no sé, supongo que es uno de esos convencionalismos contra los que me rebelo.
    Y en cuanto a lo que puedas decir, ¿acaso crees que si yo me pusiera a hacer una elocuente defensa de “Mujeres desesperadas” citando sus premios internacionales, críticas… etc, cambiaría tu modo de ver la serie? yo creo que no, no te gusta y no hay más, ¡hasta otra!.

     
    • plared

      26 septiembre, 2012 at 23:40

      En esto ultimo que dices si te doy la razón, si no gusta no gusta y se diga lo que se diga. La opinión no cambiara. Cuídate

       
      • gaviotasinamor

        27 septiembre, 2012 at 10:45

        Estimado amigo Plared, aquí te traigo un premio merecido, debes mirar las reglas en mi rincón y si te apete ya sabes las sigues aunque me imagino que ya te lo habrán concedido
        Un abrazo

         
      • plared

        27 septiembre, 2012 at 16:00

        Pues si, alguno me han dado y siempre es muy agradable y mas…Cuando son de sitios que te gustan y personas que aprecias aunque sea virtualmente. Agradecido quedo y muy pero que muy orgullos de que te acuerdes de este sitio. Cuídate

         
  34. Jose

    30 octubre, 2012 at 18:00

    Buenas. No he leido todos los comentarios pero me pondré a ello porque esta maravilla del maestro Kubrick bien merece un debate en profundidad.Creo que plared bién apunta algo delo que quiero decir mas arriba. Es decir, esta película no es exactamente un alegato contra la guerra o al menos no solo se queda ahí.Es mas bién un alegato contra el sistema de clases, en este caso el predominante dentro del ejercito pero que bien podría podría aplicarse al conjunto dela sociedad y algo muy vijente en estos tiempos que corren.las consecuencias de las acciones de los de arriba las pagan los de abajo,en esto podría resumirse la escencia de esta película. En el caso del ejercito y la guerra con un consejo de guerra y una ejecución,en el caso de la sociedad civil con hambre y desesperación.Sin duda el mejor alegato contra el sistema de clases que yo haya podido ver en una obra de cine desde que Eisenstein rodara el acorazado potemkin hallá por los años 20.

     
    • plared

      31 octubre, 2012 at 1:37

      Pues mas o menos lo que yo quería decir es lo que comentas. No se si lo conseguí, pero tu lo has descrito perfectamente. Lee los comentarios, ya que precisamente en estos se genero bastante debate y discrepancias sobre el director y la película. De los mejores posts en cuanto a comentarios fue de este sitio. Aunque curiosamente Kubrick tiene en este blog muchos detractores, yo no soy uno de ellos y al revés, pienso que es uno de los mas grandes. En fin si nos quiere ver a altaica y a mi como siempre disertando nuestras elocubraciones, pues pégales un repaso que merece la pena. Abrazos campeón

       
  35. Jose

    31 octubre, 2012 at 15:48

    Ok, me pondré a ello. Es cierto Kubrick tiene bastantes detractores.A mi realmente es un director que me apasiona. Hay un apunte que has hecho también muy bueno que suele estar presente en algunas obras de Kubrick y es que a pesar de que,por ejemplo en esta película,el denuncia la brutalidad de un estatus social frente al otro si que se encarga de despojar a las clases bajas, en este caso del ejercito, de todo romanticismo y honestidad.Todo lo contrario de lo que un Bertolucci hizo con noveccento o un eisenstein con el Potemkin.Ese, como bien has dicho,” si nosotros estuvuieramos en su lugar hariamos lo mismo”.De todas formas creo que esa era la visión que kubrick tenía del mundo.Adoptaba una posición de denuncia pero también de resignación ante su visión de la naturaleza humana.Creo que para Kubrick la especie humana no tenía salvación.Era un pesimista nato. “El mundo es una mierda, una puta mierda.Pero yo estoy vivo y eso eslo que importa”.Algo así creo que decía el personaje de la chaqueta metálica al final de la película.En la escena de 2001 de la pelea de los monos ya lo deja claro,el hombre por naturaleza es egoista y acaparador,vision que yo no comparto (ni yo ni algunos antropólogos de prestigio que realizaron estudios donde “demostraban” cosas muy diferentes a esa naturaleza violenta del hombre).Pero quizas donde mejor se aprecia esta visión que Kubrick tenía del mundo es en Barry Lindon (mi favorita).
    Dejo de dar la chapa y paso a leeros que seguro será mas interesante, je,je.. Abrazos.

     
    • plared

      31 octubre, 2012 at 20:24

      Mas que resignación, viendo su obra me da que es indiferencia. Si denuncia situaciones como solo lo pueden hacer, los que hablan desde la distancia. Tomando partido por lo que deberia de ser sutilmente, pero con absoluta falta de empatia con sus personajes, en realidad, como si su destino le importara un carajo y con cierto distanciamiento que hace que la total identificación con el personaje sea imposible. Eso si, todo muy débilmente mostrado, para que el espectador saque sus conclusiones que a el parecen importarle mas bien poco.

      Barry Lindon a mi me parecio una historia de un arribista perfectamente narrada y plasticamente colosalmente filmada. Aunque no es de mis favoritas, si me parece una gran película donde se muestra ese distanciamiento al que me refiero, presente en todas sus cintas, en esta especialmente. Visión que en cierta manera comparto, no soy precisamente de los que opina que la naturaleza humana es buena. Mas bien tiende al lado oscuro y a la mínima ocasión lo demuestra. Simplemente es contenida por leyes que restringen esos impulsos. En realidad pienso que sin ellas esto seria un desastre……Abrazos

       
  36. ALTAICA

    29 diciembre, 2012 at 12:51

    Se cita aquí como una de las grandes a La delgada línea roja, película de un cineasta que lleva camino de convertirse en mi enemigo público número uno. Tras su visionado me he dedicado a leer comentarios y críticas de la misma con más espanto que asombro. Las pretensiones de Malick no es que lleguen a irritarme, es que sencillamente me pone de los nervios. He contado como unas 250 frases a mayor gloria de un prosa poética de escaparate burdo y trasnochado. Encima se permite el lujo de hacer remedos en sus personajes tal que El arpa birmana, en el protagonista, o un Nolte vestido de Duvall (con incluso un guiño cinéfilo cuando cae una granada y con el plano mantenido y la cámara baja, ni se inmuta, visto en Apocalyse Now) pero todo ello con el sentido más artificial del Malick de turno.

    En el fondo tres horas de cine para ser el mero vehículo de un cúmulo de reflexiones ambiguas, fáciles, pretenciosas y siempre grandilocuentes. Estética por enésima vez relamida, con divagaciones mil, acumulación barroca de personajes que deambulan y pasan como caballos de feria sin armazón en un tiovivo continuo. Ciento ochenta mil escenas donde el dolor se viste de pose, cielos y paisajes naturales en confrontación con la guerra, derivaciones éticas metidas con calzador para mayor gloria de una trascendencia hueca, en la que finalmente el hombre se ha salido de ese amor/espíritu dado cual tesoro, que se dedican a prostituirlo los hombres a modo de falacias bípedas que han dejado por el camino la maravilla que nos fue otorgada. Semejante discurso de literato espiritual me produce sarpullidos en su formato.

    El guión no existe, es un devenir mal agrupado al servicio de un discurso continuo y machacón, fácil como pocos y pintado de lirismo que a mi me produce hastío y bochorno a partes iguales. Menos mal que fue “amputada” en su metraje, pues en caso contrario aún estaríamos viendo salvajes maravillosos en mundo originales y limpios, escenas de amor relamidas y en cámara lenta al son de música de piano donde la rubia esposa y el capitán, perfectamente orquestado para el coche de su solicitud de divorcio posterior, o animales en la selva contemplando a una especie extraña y distinta. Hombre frente a hombre en una manejo algo bastardo de choques de posiciones y discursos.

    Una homilía de tres horas, cansina, impostada, amanerada, con un discurso barroco y fácil, preñada de un postulado camuflado en el dolor y en la culpa al hombre sobre su irresponsabilidad en el caos/guerra frente a un sumo hacedor o creador de lo natural sin responsabilidad. Un ejercicio hueco revestido de intelectualidad de traca. La insoportable levedad de Malick y un cine viciado de falseamiento y calumnia.

    Sin duda, no se puede atacar una película por su mensaje deísta en sí mismo, pero sí por su forma de plasmarlo. Para algunos será un ejemplo de humanismo y para otros una impostura. Sí creo que Malick utiliza todo el armazón como pretexto para su mensaje, quedando en sí mismo el resto en un gran segundo plano. Y ahí radica uno de sus múltiples errores. Hay un notable desajuste en el guión, que por otro lado es deslabazado, sin hilvanar tan siquiera. Y no me extraña pues el mismo no es más que la excusa de sus ínsulas de homilía.

    Se suceden o se yuxtaponen las secuencias al socaire de continuas reflexiones y los personajes se me antojan de paja, muy mal definidos salvo para configurarlos superficialmente como meros vehículos al servicio de reflexiones y más reflexiones. De grandes frases ambiguas, trilladas y siempre atróficamente poéticas o mejor místicas. Una suma de coralidad lastrada de pretensiones metafísicas y filosóficas. Impostadas hasta lo patético pues resulta difícil creer que se aglutinen uno tras otro una serie de individuos en un discurso programado, que a todas luces resulta recargante y falso. Se suceden como fantasmas recitadores de textos, para mi, introducidos con calzador Forzados. Una suerte de guerra de sensibles desde la farsa. Es la pura ausencia de naturalidad o limpieza de miras en una contrariamente buscada limpieza de espíritu. Contradicción entre forma (increíble) y fondo (en todo caso cargante por su reiteración). El mundo natural y sus criaturas son espectadores del mundo atroz de la guerra, donde el hombre deambula por ella como autor pero levitando entre paradas de reflexiones inverosímiles. La naturaleza y los seres que la habitan están sujetos día a día, noche a noche, siglo a siglo a batallas tan atroces como la propia guerra y así ha sido desde la primigenia charca, y nosotros no somos más que productos de ese mismo mundo natural, esto es, animales/habitantes de esa misma naturaleza en busca de mejores tierras, más poder, agua, riquezas o territorios. Pretender nuestra separación como así postula es cuando menos egocentrista. Esa desvinculación del hombre con respecto al mundo prístino de tribus aún no reas de lo bárbaro, en tanto que civilizado, o del mundo animal, es en sí una segregación discutible, pues encima Malick también nos dice que sí somos responsables y culpables al habernos salido de lo natural y haber violado el tesoro dado. Un panteísmo en el que el hombre no forma parte. De ahí que el propio discurso de Malick no sea capaz de, no ya dar respuestas, ni tan siquiera justificar el origen de su descrita atrocidad. Si es panteísta, nosotros inexorablemente formamos parte del mundo natural y no puede dicho mundo quedar ausente de responsabilidad, si es que la hay, y menos aún se creador, si es que lo hay, pues somos seres o moléculas del mismo.

    En muchas escenas las figuras posan materialmente como cuadros para indicar el dolor, el miedo, la lucha, la reflexión y más parecen postales impostadas que veraces planos cinematográficos. Al final todo queda en el abuso de la voz en off (no como línea de unificación o aclaratoria, más como medio de adoctrinamiento, de nuevamente homilía barroca y cansina), las postales relamidas (con poses de soldados para analizar en muchísimas secuencias, como por ejemplo, en la que toman la colina, en la cual los soldados japoneses mostrados en un pequeño trávelling parecen ir gesticulando y moviéndose conforme la cámara se les acerca, a modo de última cena o teatro forzado), las misivas recurrentes y reiteradas que aparecen por doquier, el guión sin guión pues todo es un devenir de textos, actores mirando al cielo y reflexionando en una amalgama lenta, pesada y difunta.

    Cuando veo esta película y me acuerdo de El arpa birmana, donde el lirismo duele y la verdad te hiela la sangre (en su sencillez más lacerante), o rememoro Ran y contemplo el compendio de todas las artes en una sola, música, danza, teatro, ópera, escenografía, cine, literatura o fotografía, y sus reflexiones brutales sobre el hombre, no puedo por más que hacer uso de ellas para indicar que es lo que está en las antípodas del cine de Malick. No obstante, decir que es una película catalogada por todos como magistral y entre lo más grande filmado en décadas. Es por ello que cuando a mi me parece que lo falsario la inunda, no me queda más remedio que replantearme mis gustos y mis criterios intelectuales. ¿Estaré equivocado?, pues no es solo un concepto estricto de sensibilidad, más aún de rigor y es ahí cuando me preocupo. No sé si será casualidad, pero cuando se meten a dirigir películas escritores, profesores, filósofos o eruditos diversos a mi me cantan las películas de manera atroz.

    Un truño revestido de poesía con ínsulas de moral.

     
    • plared

      30 diciembre, 2012 at 3:19

      Vamos a ver, en alguna películas como esta si me parece que Malick es coherente con sus ideas y la forma de plasmarlas. Ya que en realidad no es un cine en el que pasen cosas, mas bien utiliza un leve argumento en este caso la guerra y su locura. Para a través de imágenes preciosistas lanzar sus ideas, como bien dices humanistas…..

      Ideas que se basan en que el hombre de por si, es bueno y eso si es verdad, lleva todo a su terreno y se nota la querencia hacia el personaje de James Caviezel, sin duda su alter ego. Que, para que negarlo. Puede resultar algo pesada con esa idea intrinsica de la vuelta a la naturaleza, imagen que sutilmente siempre es recurrente en su cine. En este caso quizás la mas explicita la del nativo que se encuentra con la patrulla militar. Sorprendiéndose, como si en realidad no pasara nada.

      Algo que no quita que domine con maestría los tiempos lentos. Que a través de una especie de cuadro pictórico nos relate una historia de locura con el contrapunto del papel de Nick Nolte, para recordarnos toda la brutalidad que puede generar el ser humano. Que en realidad no es bueno por naturaleza.

      Incoherencia, pues puede que si. Pero que su cine aparte de sus ideas y la forma de plasmarla rezuma poesía e imágenes de gran belleza, pues también me parece algo fuera de cualquier discusión y que quizás habria que despojarle de ese barniz intelectual para disfrutarlo mas alla de su mensaje

      También que la voz en off resulte cadenciosa. Ya sabemos lo malo de la guerra y recordarla constantemente puede resultar reiterativo. Pero a pesar de todo esto que digo como negativo. La fuerza de sus personajes si me parece conseguida. La belleza y el tono lugrube en el que esta rodado, contrastando con imágenes coloridas y sombras como contrapunto. Grandes aciertos.

      Las interpretaciones bastante logradas y la historia que me cuenta, sin coincidir en ideas. Bastante interesante, aunque en realidad en su metraje no pase realmente nada que reseñar. En resumen, si me parece una gran película, de la que no hay que quedarse en lo puramente intelectual. En su mensaje que particularmente me interesa poco. Pero si en la fuerza de sus escenas de acción, realmente bien hechas. En la belleza con la que esta rodada y en ese gusto por el detalle. En sus personajes reflexivos y en ese lirismo que lo inunda todo. Gran película sin duda

      En otras como la celebrada el árbol de la vida, pues me parece mas insustancial y una sucesión de imágenes de belleza plástica incuestionables y poco mas…. Aunque la primera vez que la vi si me gusto, la segunda me aburrió literalmente y encontré mucho de lo que comentas en tus argumentaciones.

      Sin embargo en la que para mi es su gran obra maestra. Días del cielo. Hay si brilla a gran altura. Una película donde si consigue una comunión total con la naturaleza. Una obra de silencios donde la fotografía de Nestor Almendros es simplemente sublime. De las mejores que he visto en una pantalla.

      Película fastuosa, donde la luz juega un papel primordial y las escenas de los campos agrícolas en la gran depresión adquieren tintes de epopeya. Contándome una historia sin apenas lineas de diálogos que me llega. Aunque realmente sea flojita, me es indiferente dejándome llevar por esa música de Morricone y esos trigales al sol.

      En esta si realmente su cine alcanza cotas mágicas. Pero bueno, la gente en general suele preferir el árbol de la vida. Si rodada con maestría, pero muy lejana en cuanto a belleza, ya que este director mas que un contador de historias es un pintor metido a cineasta.

      Algo esto, que no tiene por que ser malo, ya que su cine es para dejarse llevar, simplemente embobarse con unos trigales en perfecta comunión con una música sublime. Si pides otra cosa, quizás otros directores te la darán, pero este lo que propone lo plasma como pocos.

      Y por si quedara alguna duda de su talento, esta malas tierras. En la que da una vuelta a todo ese cine preciosista y nos cuenta una historia de las de siempre. Pero con un tino y una fuerza como pocas. Una road movie, un drama y esta vez si dando fuerza a unas interpretaciones en especial de Sheen absolutamente memorables

      Aquí si la palabra se une a la imagen y el argumento toma conciencia, sin renunciar a sus principios líricos y contemplativos. Toda una opera prima espectacular, de imagenes bellas y que si dicen algo que quizás los que odian su cine cadencioso, deberían de ver. De cualquier manera un director que tenga 4 peliculas en 30 años, cuando menos resulta paradójico y mas. Que las cuatro estén consideradas como obras mas que notables.Cuidate

       

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: