RSS

Gran Torino…Justicia poetica

08 Sep

Gran torino - 2008 -  Clint Eastwood -  Sin razones aparentes quebrándose, mientras algo dentro de uno se está muriendo. Procurando olvidar unos tiempos que están cambiando, aunque nos neguemos a cambiar con ellos.

El tiempo, ese cruel aliado que constantemente nos recuerda que ya no somos ni lo que eramos, ni lo que quisiéramos haber sido. Que las cosas cambian y lo que antes era un blanco inmaculado…. Hoy puede ser simple ponzoña.

Ya que, cuando la primavera del mar se ha ido y el temporal anuncia la llegada del ocaso. Ese inspector Callahan reconvertido en abuelo cascarrabias, mira hacia su interior y lo que ve no le gusta.

Mira hacia fuera y todavía le gusta menos. No corren buenos tiempos para una magnun, pero la lírica del viejo león le dice que un gesto en el momento justo y un simple mechero… Volverán las cosas a su sitio.

Después de todo que es una vida, cuando la hora de irse a tocar el arpa se acerca. Vida por vida y quizás al fin, algo de paz junto a una ansiada redención en un Trato justo. Acompasado, mientras interiormente sonríe a una parca que se acerca para que no lejos de allí… Alguien tenga eso que llaman una oportunidad.

Película rodada en un tono carente de demagogia y vació de ideas políticas o discursos moralistas. En la que un genio en vida como es Eastwood, nos regala no solo una joya cinematográfica. Una autentica lección de cine, donde la perfecta progresión dramática nunca entra en conflicto con los momentos humorísticos.

Donde todo encaja de manera sobria y perfecta. Llevandonosen volandas a un desenlace majestuoso que solo pueden alcanzar… Esos pocos directores que tienen algo llamado oficio y talento defenestrado hoy en dia y olvidado en aras de un modernismo rampante.

Gran torino

Obra crepuscular, que mira con añoranza una época en que los valores paternos significaban algo. Que se retuerce ante una sociedad consumista y violenta, cobarde y sin expectativas. Retratando sin miramientos eso que llaman multiculturalidad y los conflictos que conlleva. Pero ante todo, es el cuadro intimo de un alma en permanente conflicto interno.

Una disquisicion sobre el valor de una vida cuando esta se acerca al final. Sobre la decadencia de una sociedad que se ahoga en sus propias contradicciones, sobre la cobardía y la valentía. Y tantas cosas que no pueden apreciarse en un solo visionado.

Ya que, quizás necesita varios para captar lo que podría ser una cámara paralela filmando pequeños detalles. Que juntos forman una de las mas grandes muestras de que el cine pese a todo sigue vivo en este puñetazo directo al corazón del sistema.

Algo de lo que podrían aprender todos esos que dicen hacer critica social y lo único que consiguen es contentar a una intelectualidad, tan cegata como necia que se ahoga y nos arrastra en sus propias miserias..

 Obra pequeña por presupuesto, grande por intenciones y maestra por su desarrollo

Anuncios
 
55 comentarios

Publicado por en 8 septiembre, 2011 en Cine, cine actual, drama

 

Etiquetas: , , , , , , , ,

55 Respuestas a “Gran Torino…Justicia poetica

  1. Alberto Q.

    8 septiembre, 2011 at 14:32

    De mis favoritas del maestro Eastwood. Quizá la mejor de lo último que ha hecho estos años junto a Million Dollar Baby y Sin Perdón.

    Lástima de la floja Más Allá de la Vida. Me dio un bajón saber que era de Eastwood. Espero que vuelva a ser un grande como en esta Gran Torino que citas.

    Un saludo grande!!

     
    • plared

      9 septiembre, 2011 at 0:47

      Sin perdon, en mi opinion es insuperable, pero esta no le sigue de lejos. Quizas en planteamientos y en mensaje Gran Torino sea su mejor pelicula, es lo que se tiene cuando hay ausencia de pretensiones…suele entonces darse rienda suelta al talento. Digamos que fluye sin trabas. Saludos y coincido en lo de mas alla de la vida, bastante floja para lo que nos tiene acostumbrado este director…

       
  2. Rey del viento

    8 septiembre, 2011 at 14:45

    Hola querido amigo (como tal te siento hace ya tiempo) lo primero que quiero decirte al margen de esta hermosa película es que miré por casualidad el gráfico de mis comentarios y tú te llevas la palma con diferencia, quiero agradecerte de corazón esta deferencia, para mí es muy importante esa constancia tuya y el gran cariño con el que tratas mis artículos de cine.

    A veces pensamos que este mundo del a red es muy distante y frio pero creo que eres una de las personas más interesantes que he conocido en mi vida; además siento que podríamos pasar horas y horas hablando de cine sin parar, seguro que batíamos un record. 🙂

    Sobre Eastwood, siempre he creído que somos una generación afortunada, porque ya desde muy jóvenes amábamos sus películas, films de acción con grandísimos directores como Siegel ó el Gran Sergio Leone.

    (Hablando de Leone siempre hablo con orgullo de que mi padre, el pobre, trabajó a sus órdenes, como extra, en “El coloso de Rodas”, él nació en Escalante, pegado a Santoña, y toda la comarca participó en el film; el problema llegó por la relación entre los pejinos de Laredo y los de Santoña, enfrentados por una ballena (ya te contaré), se armó un cifostio de la leche, mi padre siempre contaba que algunas de las batallas “eran de verdad”)

    Cuando ya con los años llegaron “el jinete pálido”, que ya sabes que me encanta” y, sobre todo “sin perdón”, muchos se dieron cuenta de lo que nosotros ya sabíamos hace tiempo, aunque de modo más ingenuo: que Clint Eastwood es una pieza esencial de la historia del cine moderno de aventuras, un verdadero coloso que será recordado al mismo nivel que otros grandes monstruos como Wyler, o Curtiz.

    Lo que sí que no puedo hacer es una sola anotación más sobre “Gran Torino” por la que siento veneración, ya lo has dicho todo sobre esta grandiosa obra de arte en una crónica emocionada y brillante a la que añadir una sola coma más desvirtuaría tu mano maestra porque es imposible trasmitir esa pasión y esa emoción que sientes por el cine de otro modo distinto a como tú lo has hecho.

    Leerte es un placer absoluto querido amigo, me descubro maestro.

     
    • plared

      9 septiembre, 2011 at 1:03

      El placer es escribir, para que gente como tu o altaica, os molesteis en leerlo. En cuanto a tu pagina, sabes que me gusta en especial tus articulos sobre los oscars. Lo de la ballena, eso si me ha intrigado, tendras que contarmelo algun dia. En cuanto a la pelicula cuando la calidad rebosa como en esta ocasion, escribir sobre ella no tiene demasiado merito. Y si, este director ya ha pasado a la historia del cine junto a los grandes. algo que seguramente sorprenderia a quien le viera en los años 70, ya que el y una pistola eran sinonimos. Hoy, si ha pasado a la posterioridad es precisamente es por la sensibilidad que tiene para contar cualquier historia,Desde luego si algo es la vida, podria perfectamente ser un Tango….Abrazos para ti

       
    • Rey del viento

      9 septiembre, 2011 at 11:05

      No te dejo con la intriga querido amigo, el enfrentamiento entre Santoña y Laredo es muy peculiar y tiene su punto de partida en tiempos de la guerra civil, allá por esos lares lo juran y lo perjuran y es difícil siendo cántabro negar que el suceso que te voy a narrar tiene su base histórica, aunque lógicamente se ha ido adornando al corr4er de los años sobre todo al calor de los blancos del domingo en las tascas.

      Resulta que una ballena se quedó varada en la playa de Berria en Santoña, los habitantes se las prometían muy felices y esperaron al amanecer para pegarse la fiesta padre con ella, el problema fue que al llegar el alba de la ballena solo quedaba “la raspa”  y se culpó inmediatamente a los de Laredo y comenzó una guerra mundial en pequeño.

      Vuelvo a decirte que hay que poner la leyenda en capilla porque en Santander tenemos bastante imaginación y cierta socarronería (no en vano somos los andaluces del norte), te pongo por ejemplo que en 1941 un terrible incendio se llevó media ciudad por delante en un vendaval de viento sur, el resultado de esto fue que todo el mundo comenta que en el cine alameda echaban por esos días de febrero “lo que el viento se llevó”, dato que es incierto porque no se estrenó en Santander (muy tardío) hasta principios de los años 50.

      Que pases un día muy feliz Plared.

       
      • plared

        10 septiembre, 2011 at 4:05

        Estos asturianos….. que sea un buen fin de semana

         
  3. Alejandra

    8 septiembre, 2011 at 16:47

    Hola

    Me llamo Alejandra y soy administradora de un directorio web/blog y me ha gustado mucho su sitio.

    Un beso! y SueRte con su BloG!

     
    • plared

      9 septiembre, 2011 at 1:05

      Suerte para tu directorio y otro beso para ti. Que eso de besar siempre es agradable……..

       
  4. ALTAICA

    8 septiembre, 2011 at 17:42

    Cada vez mejor amigo y sin mácula. Y encima dicho y hecho respecto a mi comentario del otro día. Sin pausa y en silencio como se hacen las cosas.

    Y centrándome en la película que nos toca, decir que es una de las obras esenciales de este director que ha cambiado y que no es el mismo de sus años mozos y no tan mozos. Y la palabra clave es redención. Pero no solo se redimen los personajes de algunas de sus últimas obras, en realidad se redime él mismo. Estoy convencido de que él le debe mucho a Siegel o Leone, más por aprender el oficio de artesano del cine. Pero se distancia de ellos, huye de su presupuesto y discurso. Él quiere decirnos que muchos de sus personajes del pasado no son de su agrado y que nunca lo fueron. Ya hora, sin perdón y a las claras agarra a esos tipos duros que encarnó y los reconduce, los limpia para siempre, habilitándolos.

    Este Gran Torino no es más que un viaje a las entrañas de su pasado. Un periplo que enfrenta al americano de suciedad moral y de pistola fácil, reeducándolo hacia la comprensión de los nuevos tiempos, vomitando el odio hacia los emigrantes, sacando de sí la capacidad de transformación, y sobre todo de tolerancia. La terquedad necia de ese sur que tantas barbaridades ha revestido de acción amoral en muchas de sus películas. Hoy no, hoy renuncia a ellas y purifica fantasmas. Hoy se redime partiendo del mismo arquetipo para inmolarlo, pues es el único camino que le queda.

    Grande este Gran Torino que nos demuestra que la evolución de Eastwood se dirige hacia el héroe que viene del sucio ejecutor del pasado. Bien sea a lomos de un caballo, en la piel de un viejo perdedor del boxeo o siendo un cascarrabias con la mirada torcida, él ahora solo le interesa mostrarnos parte de esa ternura que jamás se asomó en el pasado y siempre con la valentía de los perdedores.

     
    • plared

      9 septiembre, 2011 at 1:25

      En cuanto a tu primer parafo, como no hacerlo, viejo amigo. Los hombres cuando lo son , ya lo sabes, despacito, sin pausa y sin armar alboroto. Y ahora, la bateria en marcha. Coincido en parte, si busca redencion. pero en mi opinion lo que quiere es demostrar que ciertos valores perduran en el tiempo. Que esos personajes duros como el granito, tambien tienen su corazon y pueden odiar al inmigrante, al debil o al llorica. Pero siempre en general, cuando entra el particular, al cosa cambia y todos sangramos por la misma herida.
      Vamos que la transformacion del personaje se da al comprobar como el, blanco y republicano de pura cepa. Ve con infinita tristeza que su familia es una mierda y su pais lleva el camino de su Prole. Que los principios que rigieron su vida, o son una farsa o estan tan obsoletos como la peseta de Franco

      Al penetrar en el mundo oriental, lo que ve es una familia estructurada, gente que apesar de los problemas estan unidos. Respeto a los mayores y a sus costumbres. Vamos los valores que el siempre defendio y es ahi cuando comprueba que todos sangramos igual si nos hieren. Sus valores no se alteran, simplemente que ahora estan representados por otra cultura, lo que no deja de ser una contradicion fascinante. Tambien que con una pistola no se arregla nada, pero eso es algo que solo se aprende con la edad y el ya tiene unos cuantos. La violencia es germen de mas violencia, pero eso se suele aprender con la experiencia.
      Evolucion si, pero no de sus principios, mas bien del lado en el que deben de situarse. Y esta vez se presentan del color que antaño combatio. Otra genial contradiccion. Por cierto tu ultimo parrafo genial y ahi si que coincido. Ahora solo le interesa la ternura del perdedor…. Un fuerte abrazo

       
  5. lavidaesrara02

    8 septiembre, 2011 at 23:33

    Me gusta la forma en que describes las películas; otra buena recomendación.

     
    • plared

      9 septiembre, 2011 at 1:29

      Me gusta gustarte, siempre es bonito agradar a una silueta en la noche…

       
  6. Mario

    9 septiembre, 2011 at 1:52

    La película es simpática y entretenida, y no tiene pretensiones en el buen sentido de dicha filosofía, incluso es muy verídica, ya atrás queda el héroe más físico y mítico, se convierte en una nueva clase de salvador, usando la estrategia a costa de una acción de sacrificio que lo deja bajo otra forma de la valentía y de la convicción frente al abuso. Estupendo filme con una lección de vida altruista pero sin melodrama y con un cariz accesible, una multiculturidad que se trabaja y una fidelidad a los principios de siempre, la verdad que me agrada Eastwood, como actor y director, si bien su ingenio brilla en sus direcciones cinematográficas, el otro lado de la leyenda, que no solo destaca por su imagen ganada a pulso en el imaginario popular sino por su capacidad intelectual. La gran despedida de un faceta artística, y por ello parte del recuerdo. Un abrazo.

    Mario.

     
    • plared

      9 septiembre, 2011 at 2:20

      Como bien dices, fiel a sus principios pero evolucionando, en vez de pistolas…sacrificio. Mensaje esperanzador creo . Esperemos que eso de la despedida sea como lo de los grandes toreros…nunca es del todo cierto. Saludos y abrazos

       
  7. ALTAICA

    9 septiembre, 2011 at 2:02

    Claro que sí, si la transformación del personaje fuese total sería un discurso tramposo y edulcorado. Él utiliza al típico republicano para mostrarnos esa transformación. Transformación que por otro lado se ha dado en su ideario personal y real. Es como aquella obra maestra de Costa Gavras, “Desaparecido”, en la que ese americano medio ve las entrañas de su país y no le gustan, modificando su visión general de la vida, esa que hasta la fecha era inamovible, terca y dogmática. Insisto en que las últimas obras de Eastwood son de una redención total para con su pasado y su ideario. Desde las dos últimas bélicas, pasando por las descritas, reinventa su cine y sus personajes para ajustar cuentas, sin que ello implique la renuncia total a lo bueno que de hecho pudieran tener. Abandona el uso del gatillo fácil que tanto aplausos generó en su día, observa con reflexión que la mezcla de culturas no siempre significa la pérdida de idearios pues “las otras” pueden enseñarnos, como bien dices, que no hay país cuyos sueños y banderas sean moralmente superiores a otros, y al final ese cascarrabias que hubiese expulsado de un plumazo a cientos de miles de amarillos con los ojos rasgados, es el que se convierte en cómplice, amigo y redentor. Parte de esos principios permanecen inamovibles, pero muchos de sus cimientos ya no son los que eran. En realidad es un viejo que realiza un viaje introspectivo de fondo abisal. Creo que estamos diciendo lo mismo con pequeña diferencia de grado. Ver su cine hoy es ver en parte una bofetada a su pasado.

     
    • plared

      9 septiembre, 2011 at 2:14

      Sin duda, estas vez si coincidimos como bien dices con esa pequeña diferencia de grado. Digamos que seria la evolucion logica de todos sus heroes de juventud. En el fondo cinicos, que con los años comprenden que no todo es blanco o negro. Que los colores intermedios tambien existen y ese blanco puro, ahora bien puede ser amarillo. Y precisamente son estos los que ahora defiende. Ya que sean de un bando de un color o de la madre de los tomates, si algo abunda es la cobardia en cualquier raza o signo politico. Y el queramos o no, siempre fue el heroe de la pelicula.

      Por cierto ya que hablas de Gavras, recuerdas el sendero de la traicion? Hay si se palntean unos dilemas impresionantes… Saludos campeon

       
  8. ALTAICA

    9 septiembre, 2011 at 2:28

    Pero la película es malísima. Al menos la recuerdo así. Por cierto, ¿todo bien? Seguro que si. El blog espléndido.

     
    • plared

      9 septiembre, 2011 at 2:33

      Mala de narices, pero lo que plantea es muy interesante. … El blog, pues nos entretenemos con el, que es de lo que se trata. Y tu ya me contaras cuando quieras como va la cosa. Cuidate

       
  9. David C.

    10 septiembre, 2011 at 5:57

    Buen post. La gran verdad es que Eastwood nos muestra la vida como es …. dura.

     
    • plared

      10 septiembre, 2011 at 6:15

      Lo es, aunque a muchos les de por exaltar la demagogia. O simplemente contar lo que deberia de ser, no lo que es…Saludos

       
  10. leololozonne

    10 septiembre, 2011 at 19:24

    Magnífica película que, por alguna razón que no llego a entender, desde todos lo medios se presentó como un film menor de Eastwood. Nada más lejos de la realidad, una de las mejores películas de ese año y de lo mejorcito que ha hecho el amigo Clint en los últimos años (aunque si tengo que elegir una, me quedo con Mystic River). Me encanta el hecho de que su personaje se niegue siempre a confesarse ante el pesado cura pero, sin embargo, sí que confiesa sus pecados (con puerta de rejilla entre ellos incluida) ante el chico coreano en una escena que pone los pelos de punta.

    Ya como nota cómica, vaya valentía la de Clint al dejar a su perro con la familia coreana con los gustos culinarios que se gastan los idems…

     
    • plared

      10 septiembre, 2011 at 22:59

      Coincido en que es de lo mejor de este director. De pequeña, imagino que sera por el presupuesto, hoy todo se mide en dolares, no por intenciones. Yo si tuviera que elegir una, me quedaria con Sin Perdon, la que considero uno de los mejores westerns de la historia del cine

      Como dices, la relacion con el cura es extraña, de alguna forma una relacion que es otra pieza mas en esta pelciula. Normalmente hay un cine que dicen los de siempre que es para pensar. La realidad es que peliculas como esta, son las que verdaderamente te hacen plantearte muchas cosas.

      Y su complejidad es mucho mas amplia que lo que disfrazan sus escenas. No hay que tener un apellido impronunciable para que tu cine de que pensar…. Algo muy de agradecer. Saludos y gracias por seguir por aqui

       
  11. Alfredo Paniagua

    11 septiembre, 2011 at 17:55

    Supongo que con este cinta Eastwood ya da por abandonado el personaje Callahan-Sargento de hierro-pistolero sin nombre…no habrá otro igual. Saludos.

     
    • plared

      11 septiembre, 2011 at 20:06

      Como dices el testamento del guerrero. Como debe de ser…por la puerta grande. Saludos

       
  12. Rodrigo

    14 septiembre, 2011 at 1:41

    Tiene grandes intenciones, y muchas. Los temas que aborda, y que repasas prácticamente todos, son muchos. Abarcan mucho.
    Una película que condensa tantas emociones, que en ciertos momentos se desbordan. Hay un momento que no quiero mencionar, fuerte, agresivo, que duele. Y duele mucho.

    La mejor película de Eastwood de la década, y una de las mejores -sino la mejor- de su enorme carrera.

    Saludos.

     
    • plared

      14 septiembre, 2011 at 2:33

      Bueno, Como dices una pelicula que abarca mucho mas de lo que muestra la pantalla. Ademas, de las que con el tiempo ganan. Sensillamente es mejor insinuar y que el espectador piense, que mostrar el camino andado. Saludos y encantado de verte por aqui

       
  13. SqSmaravillosa

    14 septiembre, 2011 at 17:25

    Hola Plared! Acabo de descubrir tu blog, y ha sido una gozada. Me encanta Eatswood, creo que todo lo que he visto de él tanto como actor, como de director me ha gustado. No podías haber descrito mejor “Gran Torino”, en efecto una pequeña obra maestra con grandes intenciones; a mí personalmente me llegó muy hondo. Voy a seguir curioseando por tu blog. Un gran abrazo.

     
    • plared

      20 septiembre, 2011 at 23:57

      Gran pelicula,con el espiritu de los pequeños y el poderio de los grandes. Curiosea a gusto….

       
  14. Raúl

    14 septiembre, 2011 at 22:46

    Ya tenía yo ganas de disentir. Y es que esta peli me parece una fallida. Soy consciente (ya me ha pasado en controversias anteriores por esta misma peli) que voy contracorriente. Pero me avala el hecho de ser un declarado y confeso Eastwoodiano, con lo que no soy sospechoso de no medir mis palabras.
    Pero ‘Gran Torino’ me parece una película maniquea, desde el mal tratado carácter coreano, hasta la figura poco creíble del cura, pasando por la incosistencia y mal escrita relación del protagonista con sus hijos. Todo huele a poca elaboración, si la comparamos con otros títulos recientes del maestro, a poca hondura, a previsibilidad incluso en la evolución del prota.
    Ya lo siento, ya.

    Pd.- En el relato de esta noche ya no llueve. Sonrío

     
    • plared

      21 septiembre, 2011 at 0:12

      Creo que la relacion con los hijos, si puede ser lo peor descrito de la pelicula, pero en cierta manera, lo unico que realmente importa es dar al espectador la sensacion que si bien el no hizo lo correcto con ellos, tampoco es que ellos merecieran mucho mas. Y eso creo que lo consigue. En cuanto al cura, pues, simplemente es una imagen que perdura por que su mujer quiso que fuera asi, si todo hoy en di se hunde en cuanto a valores, la iglesia como institucion, tampoco se salva. Mas que nada lo que creo que se pretende resaltar es que el aun siendo cristiano, opina que la iglesia no esta a la altura de lo que se espera. De ahi digamos que la comparacion entre el pastor oriental y el americano, muchos enteros por delante queda el mas exotico. No creo que este mal descrita, mas bien pienso que es la intencion del autor que sea asi.
      Poca elaboracion, pues no se, pero pienso que no, que la historia pretende ser sencilla y sin darse cuenta le queda muy compleja. Mas bien que pretendiendo hacer una pelicula sin mucho fondo, al final quizas le salga una de sus mas complejas y valientes obras. Alejandose del tipo arquetipo de buenos y malos. De ahi su aparente falta de hondura, que si escarbas veras que no es tal.

      De cualquier forma hay peliculas que por el motivo que sea, no vemos lo que ven otros. Vamos que se atragantan. De ahi que aun gustandote el director de cuya calidad poca gente duda. La pelicula no acabe de convencerte. Y nades contra corriente, vamos que cualquier cosa que diga para defenderla no sera mas que lanzar piedras al mar. Ya que sencillamente se te atraganto y no te gusta, cosa por otro lado de lo mas respetable y mas cuando alguien sabemos que entiende de esto que llaman cine.

       
  15. Ivanrin

    17 septiembre, 2011 at 18:16

    A partir de su alianza con Spielberg, Eastwood se hizo lacrimoso y sensiblero. Tengo que ver Gran Torino para quitarme esa idea, porque además, si no fuera por tu comentario, me parecería una aberración resucitar al sargento Callahan cuarenta años después de Harry el sucio, a los ochenta años.

     
    • plared

      21 septiembre, 2011 at 0:19

      Una pelicula de una sensibilidad exquisita, con un mensaje latente que recuerda a ese del fuego con el fuego. Aunque esta vez mucho mas sutil y menos expedictivo en los metodos que utiliza. Pero al final como siempre, haciendo lo que nadie se atreve hacer. Quizas una evolucion de ese genial personaje para dar un testamento mas acorde con estos cambiantes tiempos

       
  16. Emilio Luna

    18 septiembre, 2011 at 13:09

    Auténtico peliculón Plared, y reconocer que la primera vez que la ví me dejó frío, cosas del ánimo. Me gusta cómo lleva la historia Clint, y cómo poco a poco ese cascarrabias nos van conquistando. Una de mis películas de 2009. Un abrazo, amigo.

    Muchas gracias por tus comentarios en el blog estos días. Entre las vacaciones y todo el jaleo que tengo con mis cosas no he tenido tanto tiempo para pasarme por acá. Le pondremos remedio.

     
    • plared

      21 septiembre, 2011 at 0:21

      Te digo lo mismo, acabo de llegar de la playa y tenia un monton de comentarios por contestar. Tiempos modernos estos. La pelicula, pues que decir, casi todos la consideramos de lo mejor de los ultimos años….

       
  17. Sandro Fiorito

    25 septiembre, 2011 at 19:43

    Obra maestra de inolvidable mensaje que, de forma voluntaria o casual, ha supuesto uno de los mejores y mayores homenajes que el propio Eastwood podía recibir tras su excelente carrera como actor (dijo que sería la última vez que actuaría, yo espero que incumpla su palabra). Disfruté muchísimo viéndola en el cine, siendo testigo directo de tan original forma de expresar las injusticias y las diferencias: con mucho sentido dramático pero con grandes pizcas de un maravilloso humor que enlazándose con lo más agrio de la cinta conforman en conjunto una extraordinaria pieza maltratada: Eastwood no sólo no ganó nada en las grandes galas, sino que ni siquiera fue nominado. Incomprensible.

     
    • plared

      26 septiembre, 2011 at 1:04

      Y cuando no estos premios maltratan. Normalmente lo que gusta es o por una parte algo profundamente comercial o en el lado contrario alguien que sufra mucho por sus limitaciones fisicas o sociales. Si hay algo de eso, los demas ya pueden olvidarse de los premios. Como dices genial conjucion de momentos que provocan la sonrisa, dentro de un drama impresionante. Saludos y como siempre acertados comentarios

       
    • plared

      26 septiembre, 2011 at 1:36

      Pd. Por cierto en un post antiguo llamado pequeña vision del cine español, estamos todavia discutieno, si quieres intervenir tu o cualquier otro, sera bien recibido

       
  18. Juanfra87

    5 octubre, 2011 at 11:54

    Después de Sin Perdón, quizás sea la mejor interpretación de Clint Eastwood. Todavía no entiendo como ésta película no estuvo ni nominada a los premios, ni él nominado como actor e incluso director. La película tiene una poética tan tan preciosa, tan llana, que la hacen perfecta. Es una pequeña joya que con el tiempo acabará siendo mejor valorada por el público, ya que la crítica se rindió desde el primer fotograma.

     
    • plared

      6 octubre, 2011 at 1:32

      Quizás haya que buscar los motivos, en que el amigo Clint, de verdad mete el dedo en la llaga y hace una critica social demoledora. Algo que los llamados autores son incapaces de hacer, mostrando una demoledora realidad en que nadie sale bien parado. La verdad cuando se muestra cruda sin el adorno de las grandes ideas o las falsas buenas intenciones, suele doler. Y esta película es en si, bastante mas cruda que la mayoría que pretenden moralizar o mostrar caminos hacia la tolerancia.

      Quizás eso asusto a un publico sin gana de pensar o a una industria regida por eso que aquí llamamos…lo políticamente correcto. De cualquier manera, como dices una pelicula que terminara ocupando el lugar que merece, al igual que en contra de la opinión de muy buena parte de la industria. Ya lo tiene su director. Saludos

       
  19. izasperiodista

    6 octubre, 2011 at 12:47

    Cierto. La mayoría de las veces es necesario visionar las películas varias veces sino, no se captan todos los matices o todos los detalles. Es a mi parecer, una de las mejores peliculas de este director que con el paso de los años se va superando.
    Saludos!

     
    • plared

      7 octubre, 2011 at 0:32

      Como dices una película llena de pequeños detalles que realzan su mensaje. Quizás con diversas interpretaciones, ya que no todos ven el mismo mensaje. Pero si a casi todos gusta, sin duda una película que da que pensar llena como dices de matices que la hacen grande, muy grande. Saludos

       
  20. Universo de A

    6 noviembre, 2011 at 12:38

    ¡Buau!, confieso que yo no vi la película de la misma manera, es más cuando hice la crítica en su momento (http://universodea.wordpress.com/2009/04/12/gran-torino/), no la dejaba precisamente bien. Quizás debería repasarla algún día.

     
    • plared

      7 noviembre, 2011 at 1:45

      Pues si, deberías de volver a verla. Ya que de comedia tiene poco. Pinceladas mas bien en contraste con un drama impresionante. Un abrazo

       
    • plared

      9 noviembre, 2011 at 2:40

      nascaranda, pero bueno imagino que dara igual. Saludos

       
  21. dessjuest

    10 noviembre, 2011 at 22:15

    Yo creo que “Gran Torino” pierde en la medida que repite muchas de las cosas que enseñó en “Million”, de no querer ver al pupilo de turno a considerarse casi su padre, y los finales para mí tienen muchísimo que ver, no iguales, pero el sacrificio por el otro, la muerte forzada para evitar sufrimientos de quien quieres…

    “Mistic River” es sin duda mi preferida.

    Por cierto, no debería leer blogs como este, me demuestran mis incapacidades 😀

    Eres una máquina chaval, cuídate.

     
    • plared

      11 noviembre, 2011 at 2:08

      Si fuera un intelectual con las gafas muy gordas diría que una expiacion , para producir un renacimiento. Mirando al infinito y poniendo cara de nada. En realidad, es eso como bien dices. Aunque escrito no queda tan pedante. Muy buena aportación esta tuya en especial las ultimas frases esas que dices que soy la leche…ejem ejem. Cuidate tu también y gracias por los comentarios. Que en el fondo a todos nos gustan, digamos lo que digamos. Saludos y por cierto, tu blog es bastante bueno, asi que de carencias pocas……

       
  22. dessjuest

    11 noviembre, 2011 at 14:25

    De cualquier manera Clint es quizá el director que menos me decepciona, incluso pelis “menores” como “El Jinete Pálido” es de las que las he visto diez veces, pero si la pillo en la tele ya no toco el mando, bueno, ya sabes que me interesa bastante cómo trata el cine la historia, bien, ves “The Pacific” y flipas, ojo, es una muy buena serie, pero cuando escuchas eso de que los pobres americanos pasaban hambre, frio, calamidades en la isla de turno cuando en todas ellas tenían una pedazo de flota de apoyo…. pues nada, imaginaos lo que pasaban los pobres japos que convivían o mejor “conmorían” en la misma isla pero sin nadie que les abasteciera aunque fuera de vez en cuando.

    Eso Eastwood lo plasmó genialmente en “Cartas desde Iwo Jima”, peli que sí, quizá peca de ensalzar la honorabilidad japonesa (mayormente era fanatismo de los mandos y soldados acojonados por estos), pero poco, porque también esto lo refleja, no sé, me parece una peli sobresaliente, mucho mejor que “Banderas de Nuestros Padres”.

    En general todas sus pelis tienen su aquel, como digo rara vez defrauda, encima es capaz, en medio de un dramón, de arrancarte la sonrisa, en “Gran Torino” muchas veces.

    PD: Ya me has picado 😀 entro en tu blog a diario, apuntate lo de “sospechosos Habituales”.

     
    • plared

      12 noviembre, 2011 at 2:33

      Por lo que veo, indudablemente al gustarte la historia, pues que decir. Mucho mas fascinante por ejemplo el hundimiento del Yamato o el halo de misticismo que rodeaba a los zero y a la flota imperial con sus super acorazados Yamato y Musashi . O almirantes como ISOROKU YAMAMOTO . Digamos que al igual que si repasas a los alemanes, sus unidades y mariscales…pues no hay color. Aunque sobre ellos pocas películas ahí. Digamos que no es lo mas políticamente correcto decir que son bastante mas épicos. Lo que no quita que por ejemplo los Japos con los chinos fueran unos auténticos genocidas en esta guerra. Pero bueno, la historia ya sabes que suelen contarla los vencedores.

      En cuanto al director sin duda, uno de los grandes que quedan vivos. Problablemente el director con mas sensibilidad que ha dado el cine moderno. Con la habilidad de que también domina los tiempos, lo que le hace ser extremadamente bueno al montar sus películas. Vamos un genio, que puede navegar en la misma cinta, por el drama mas lacrimógeno, la comedia y la critica social y además hacerla entretenida. Todo un logro, si señor. Saludos y comenta todo lo que quieras, lo de sospechosos en cuanta la vuelva a ver, se hará. Aunque ten en cuenta que soy vago de narices. Cuidate

       
  23. dessjuest

    15 noviembre, 2011 at 15:47

    Cierto, el cine ha engrandecido alguna que otra figura histórica y renegado de otras, precisamente tengo en mente una entrada referente a un general, un general que participó en una guerra de las gordas, guerra en la que su pais fue derrotado y sin embargo él ganó todas y absolutamente todas las batallas en las que participó, su ejército imbatido, él reconocido por sus propios enemigos…

    En fin, que si te interesa el tema ya te avisaré, pero somos almas gemelas 😀 también soy devoto de la holgazanería, lo bueno es que como pude rescatar todo lo que tenía en el blog que me chaparon pues voy publicando con cierta regularidad, así doy el pego.

    Vaya, siento que el comentario no tenga nada que ver con el artículo, a veces pienso que estoy en un chat o foro y me pierdo, disculpas jefe.

     
    • plared

      16 noviembre, 2011 at 0:30

      Imagino que te referirás a Erich von Manstein, sin duda el mas grande estratega, aunque en la campaña del frente ruso. La batalla del Kursk costo demasiado y fue el principio del fin. Digamos que una victoria no demasiado dulce y el principio del fin. Quizas Guderain, tampoco perdió ninguna, aunque este en realidad nunca fue mariscal de campo, por lo que no debería de contar. De las dos grandes guerras son los únicos que se me ocurren. Ya ves, aquí hablamos de gran torino o del frente ruso, versatilidad se llama……

      En Cuanto a la vagancia, difícil superarme, me encanta no hacer nada o perder el tiempo literalmente en cualquier cosa no productiva. Para desesperacion de mi mujer e hijas que son lo contrario a mi. Y tranquilo, aquí como si quieres que charlemos de aviones, que es con lo que trabajo……. Un abrazo y comenta lo que quieras o de lo que quieras

       
  24. cuadernosdecyrano

    20 noviembre, 2011 at 20:15

    Sólo quería pasarme a decir hola.

    Por decir un número aproximado, de las cien últimas películas que he visto, ésta es con toda seguridad la que más me ha conmovido, la que alcanzó la mayor profundidad dentro de mí. Emborronó mi mirada mientras veía pasar los títulos de crédito, resguardado por la oscuridad de la sala de cine, y me hizo sentir al mismo tiempo una gran felicidad.

    Efectivamente, Eastwood puede haber hecho mejores películas, pero Gran Torino es un auténtico testamento cinematográfico en vida del maestro. La palabra adecuada en el momento propicio.

    Todavía no me he atrevido a volver a verla; quizá lo haga algún día.

    Un saludo,

     
    • plared

      21 noviembre, 2011 at 1:11

      Quizas su obra maestra sea Sin perdón, pero la sensibilidad de esta al tratar un tema complejo. La hace grande, verdaderamente grande. Vuelvela ver, lo merece. Saludos

       
  25. dessjuest

    28 noviembre, 2011 at 22:53

    Pues no, no era ese el general, ya está escrit o el post, eso sí, también era alemán.

    Saludos crack,

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: